Saltar al contenido

« ver todos los blogs

Pep no se atrevió a llamar a Xavi y marcó a Xabi

29 agosto, 2014 - 12:56 - Autor:

Pep Guardiola no se atrevió a llamar a Xavi y marcó el número de teléfono de Xabi. No se equivocó de nombre cuando buscó en la agenda de su móvil. Los dos están juntos. En la ‘X’. Miró, pensó, dudó y al final marcó el del madridista. Xavi se ha tenido que llevar una decepción con la decisión que ha tomado su ex entrenador y amigo. Xavi pidió salir del Barcelona antes que Xabi del Real Madrid. Si Pep hubiera telefoneado a Xavi hace dos días, el de Tarrasa había hecho las maletas y se habría ido con destino a Múnich. Pero no. Pep marcó la otra ‘X’.

Xavi es suplente para Luis Enrique y se ha quedado en el Barcelona porque no le han llegado ofertas que le garanticen su millonario sueldo ni que puedan ser atractivas, deportivamente hablando, para seguir disfrutando de la pelota. Xavi se ha quedado, de momento en el banquillo, porque le ha frenado su entorno. Pero si le hubiera llamado Pep… El Bayern de Múnich necesitaba un centrocampista con las lesiones de Thiago, Javi Martínez y Schweinsteiger y la ocasión era única para Xavi. Pep sabe lo que le puede dar este jugador… Pero eligió a Xabi. El azulgrana habría mantenido su sueldo en el Bayern y, sin duda, sería titular. Podría haber dicho lo mismo que Xabi en su despedida. Que necesitaba nuevas motivaciones y más cosas parecidas.

La cuestión ahora es por qué Pep se decantó por Xabi y no por Xavi. Solo tiene una explicación objetiva. El ex madridista tiene casi dos años menos que el azulgrana. Pero hay más argumentos escondidos en la decisión de Guardiola. Le ha quitado un jugador al Real Madrid, ni más ni menos que al campeón de Europa, lo ha debilitado y presume de ello. En el club germano también se han tomado la revancha del fichaje de Kroos. Si se puede decir que Kroos, criado en el Bayern, ha traicionado a Pep, en el Real Madrid también han recibido como una puñalada la espantada de Xabi a falta de cuatro días para el cierre del mercado. Aunque Xabi diga que el Real Madrid sigue teniendo un equipazo y mejor plantilla que la temporada pasada, lo cierto es que en Múnich corre la cerveza con la ‘fuga’ de Xabi. El que se ha quedado sin fiesta es Xavi.

El madridismo de Di María

28 agosto, 2014 - 10:53 - Autor:

De todas las frases que ha dicho Di María en su carta de despedida a mis ex compañeros de la web de Marca, la que más se acerca a la verdad es la siguiente: “Lamentablemente no era del gusto futbolístico de alguna persona”. Apunta muy arriba, al sillón presidencial. Directamente a Florentino Pérez. Le faltó escribir el nombre para haberse proclamado el héroe del antimadridismo. Ha perdido una gran oportunidad después de unos párrafos valientes y que prometían. Al final se ha quedado sin la gloria. El nombre de Florentino no aparece, con lo que tendremos que deducir que se refiere a él. Insisto, se ha quedado sin el paraíso de unos y otros. Sin el del madridismo, que le acabará viendo como un mercenario o un pesetero, y sin el del antimadridismo, que hubiera gozado con que en esa carta apareciera el nombre de Florentino.

Quizás no le falte razón al ‘Fideo’ cuando dice que ‘lamentablemente’ no es del gusto de una persona. Si se refiere a Florentino Pérez hay que ser claros. El gusto o paladar futbolístico del hombre que ha conseguido ganar la Novena y la Décima Copa de Europa para el Real Madrid es exquisito y, con el paso de los años, se ha vuelto más inconformista y rebelde. Tiene entre ceja y ceja, todos los veranos, reforzar el Real Madrid con los mejores jugadores del mundo. Ahí están las estrellas que ha fichado: Figo, Zidane, Ronaldo, Beckham, Kaká, Benzema, Cristiano Ronaldo, Bale, James y Kroos. Le han colado, algunos directores deportivos y entrenadores, futbolistas de medio pelo.

El menú delicatessen de Florentino no va a cambiar. Seguirá intentando fichar a los cracks y serán los mejores pagados por una estrategia deportiva y comercial. Algunos le reprocharán que Di María no vende camisetas, pero lo que no dirán es que tampoco genera los ocho millones de euros limpios que pedía y el chantaje que le hacía al entrenador para que le garantizara que iba a ser titular.

En definitiva, que el Real Madrid le ha pegado un atraco al Manchester United en toda regla. Ha ingresado 75 millones de euros por un futbolista que llevaba más de un año, desde que se fue su amigo Higuaín, forzando su salida con la estrategia de pedir mucho para ponerse en el mercado. Lo ha conseguido, pero Florentino, al que se le acusaba de despilfarrar el dinero en los fichajes, ahora tiene el honor de presumir de vender caro o, por lo menos, de haber realizado el traspaso más costoso de la Premier League.

Comentarios recientes