Saltar al contenido

« ver todos los blogs

Ponga un criadero de saltamontes en la cocina

17 Julio 2013 - 15:50 - Autor:

Según la ONU, comer más insectos podría ayudar a combatir el hambre. Más de 2.000 millones de personas en el mundo ya lo hacen, pero el resto no quiere ni hablar de ello. ¿Y si pudiéramos criar nosotros mismos los insectos comestibles en nuestra cocina para hacerlos más apetecibles?

No son pocos los que piensan que tenemos que encontrar nuevas maneras de producir alimentos y acabar con nuestras nociones preconcebidas de lo que es la comida. Y esa es la idea de “Lepsis”, una unidad de cría y consumo de saltamontes que puede descansar sobre la encimera de la cocina como la Thermomix y que sirve para producir grandes cantidades de proteínas sin dedicar ningún espacio de tierra a la cría de alimento.

La idea es del diseñador Mansour Ourasanah, que vive en San Francisco, pero pasó los primeros 16 años de su vida en Togo. Cuando era un niño togolés, comer insectos era una parte integral de su dieta en épocas de lluvia: saltamontes, langostas y termitas aladas eran su mejor opción, aunque también las abejas, arañas y escorpiones (“si uno tenía mucho hambre”).

Mansour Ourasanah se centró en los saltamontes, pues ya estaba familiarizado con sus rápidos hábitos reproductivos y son los que mejor resultan al paladar de los occidentales. Y decidió que los serviría enteros, mediante el diseño de una versión más refinada de las trampas que él construía en África para criarlos.

El resultado es “Lepsis”, que se compone de cuatro módulos principales: un nido de temperatura controlada de acrílico donde están las larvas y los huevos, una zona de alimentación que proporciona el sustento, una zona de cosecha que recoge los saltamontes maduros y una pequeña luz que los atrae a la cosechadora.

Una vez al mes, los saltamontes se recogen en la unidad de cosecha que se puede separar para meter en el congelador y matar los insectos, mientras que los huevos siguen incubarse en el nido, comenzando el proceso de nuevo. Según Mansour Ourasanah, se podrían conseguir tandas de 100 saltamontes listos para pinchar con el tenedor.

Además de los aspectos funcionales del criadero, Ourasanah también invirtió una gran cantidad de esfuerzo en refinar la estética de los componentes para engatusar al ama de casa exigente con un utensilio de cocina estilizado, que pueda hacerse un hueco entre la cafetera, la tostadora o la licuadora.

Por ejemplo, la red verde dentro del nido da al dispositivo un ambiente futurista muy atractivo, pero también mantiene a los saltamontes lejos de las paredes de acrílico para que pueda limpiarse, para que sea un bello objeto digno de mostrarse en la cocina.

Porque, a pesar de que comer insectos nos resulta bastante repulsivo, un producto atractivo como el Lepsis podría ayudar a las personas a empezar a acostumbrarse a esta idea.

El diseño es uno de los finalistas de este año en los premios INDEX: Awards , que se fallarán en Dinamarca en agosto para honrar las soluciones innovadoras a los desafíos globales (Vía Inhabitat y The Guardian)

TrackBack

URL del Trackback para esta entrada:
http://blogs.lainformacion.com/futuretech/2013/07/17/criadero-saltamontes2/trackback/

17 Comentarios

Puede seguir esta conversación suscribiéndose a la fuente de los comentarios de esta entrada.

¡Anímate a ser el primero en dejar un comentario!

Lo sentimos, los comentarios para este post están actualmente cerrados.

Feed RSS

Suscríbete a nuestro RSS

¿De qué va este blog?

Futuretech se basa en diseños futuristas, plasmados en conceptos, ideas peregrinas, portfolios y hasta bocetos imposibles. Todos con un denominador común: el aparato sólo existe en la mente del creador o en los papeles del diseñador. Síguenos en @blog_futuretech y en facebook.com/futuretech.

Suscríbete a este Blog