Saltar al contenido

« ver todos los blogs

Gloria Iglesias, que estás en los cielos…

19 Abril 2009 - 20:14 - Autor:

“Estoy vivo gracias a ella”, me comenta Jesús en la puerta de su habitación. Jesús, como los otros 9 hombres que viven en un piso de acogida en el centro de Madrid, ha vivido en la calle y arrastra los estragos que dejan la soledad, la ausencia de un techo y las drogas. Ella es Gloria Iglesias, la mujer que desde hace más de una década lucha por ofrecer una salida a decenas de pesonas sin hogar. “En 10 años -comenta Gloria- la casa ha evolucionado mucho: han pasado 100 chicos, hay casos que se han reinsertado, que han creado su familia y que viven de forma independiente. También se nos ha muerto gente y alguno que parecía muerto, que me lo habían traido en una saco moribundo, sigue conmigo.”

Ahora, el Proyecto Gloria, la casa de acogida y el rastrillo de la asociación están en peligro de extinción, pero eso lo contaré un poco más adelante.

gloriaiglesias600

La pregunta es, ¿Cómo surge esta vocación? ¿De dónde? Muchas de las personas de las que hablaremos en el blog de Willian han comenzado su cruzada social a partir de un hecho más cotidiano: un familiar con una enfermedad, con alguna discapacidad… Pero esta azafata de Iberia que nunca pudo estar en el aire porque su familia la necesitaba en tierra, es lo más parecido al cielo para muchos de estos chicos. “Empecé con 15 años, ayudando a hijos de prostitutas y a niños con Síndrome de Down y, despúes de un viaje a Lourdes en el que estuve en el vagón de la gente sin techo, me di cuenta de que, una vez en Madrid, no tenían donde meterse. Me metí en esto porque nadie o casi nadie quiere involucrarse con indigentes”.

El piso en el que estamos, situado al lado de la Plaza del Callao, es el segundo en la historia del Proyecto Gloria ( 91 521 15 74) y amenaza con no ser el último. Desde enero está en venta.

En 10 años que llevo en pie, nadie me ha regalado nada, todo lo he tenido que trabajar yo, desde la subvención más pequeña. Si no hipoteco todo, estos chicos están en la calle. Y ahora, en lo que va de año, ya he tenido 7 bajas de personas que daban dinero y ya no dan. Si consiguiéramos un piso, después de 10 años, podría descansar un poco.

Como nadie le alquilaba un piso en Madrid, tuvo, finalmente, que comprar una casa, hipotecar todos sus bienes y conseguir hasta cuatro avales. Gloria trabaja día y noche por la casa y, aunque desde el principio ha contado con ayuda (sus compañeros de Iberia, un médico de familia que vigila la salud de los chicos y diversos donantes entre los que se encuentran el juez Garzón o Belinda Whasington), el proyecto la está dejando exhausta.

En los últimos años, de tanto estrés, me han dado 4 anginas de pecho. Pase lo que pase al final, me cabe el derecho de que, por lo menos, en los años que ya llevamos, estos chicos no se han quedado en la calle.

He aprendido mucho de ellos. He tenido momentos preciosos. Me cabe el privilegio de haber tenido sensaciones increíbles. Cuando tienes una cama, un sitio libre y alguien llama a tu puerta, poder decirle a un chico que ya no duerme más en la calle. Es una sensación que no se puede describir.

Con los ojos enrojecidos, Gloria cuenta que tiene muchísima gente esperando entrar, la llaman desde las cárceles, desde Servicios Sociales, hasta chicos sin hogar que se han enterado de su teléfono.

Me involucro en todo, es mi carácter, no puedo cambiar. El éxito de la casa es proporcional a las horas que se echan aquí y de lo involucrado que estás con ellos. Me sé su vida, sé a través de su cara si están enfermos, tristes… Sé, por sus movimientos, el que puede caer en una nueva drogodependencia.

Además de la casa, cuentan con un rastrillo para que aquellos que no pueden trabajar, se sientan útiles. Restauran muebles y los venden. “Se pueden ver en la página web. ¿Conoces a alguien que nos pueda ayudar con la página, está muerta desde 2005?”

La regla de William conmigo se destruye, no he hecho nada de esto por tener algún familiar en esta situación. Soy creyente, me ayuda, sobre todo en los momentos difíciles. Y, en algunos casos, han ocurrido auténticos milagros. Por ejemplo, estar a punto de enviar a los chicos a los comedores sociales y, al día siguiente, recibir una donación anónima que te ayuda a seguir. Aunque no seas cristiano, tienes que creer en algo.

TrackBack

URL del Trackback para esta entrada:
http://blogs.lainformacion.com/laregladewilliam/2009/04/19/gloria-que-estas-en-los-cielos/trackback/

166 Comentarios

Puede seguir esta conversación suscribiéndose a la fuente de los comentarios de esta entrada.

Title…

[…]just beneath, are several totally not related sites to ours, nonetheless, they may be surely really worth going over[…]…

Lo sentimos, los comentarios para este post están actualmente cerrados.

Buscador

Feed RSS

Suscríbete a nuestro RSS

Sobre el blog

Durante más de 100 años la comunidad científica mantuvo un intenso debate sobre el origen y significado del altruismo hasta que en la década de 1.960, el biólogo William D.Hamilton creó una fórmula matemática que relacionaba el altruismo con el grado de parentesco entre el que da y el que recibe. Desde aquí nos proponemos poner a prueba esa ecuación al mismo tiempo que descubrimos a personas e iniciativas que luchan por sacar adelante causas sociales.

Entradas recientes

Categorías

Archivos

Etiquetas