Saltar al contenido

« ver todos los blogs

Mari Carmen puede con el Parkinson

11 abril 2010 - 10:23 - Autor:

Ponte en esta situación: una mujer de 40 años, ama de casa, con 3 hijos se queda sola, sin marido, entonces tiene que buscar un empleo para sacar adelante a su niño de 11 años y a sus gemelas de 9  y empieza a trabajar de barrendera, cuando parece que la vida la da un respiro, ya con los chicos criados, viviendo de forma independiente, felices, llegan varias caídas consecutivas en la calle, en ruta, limpiando las calles de Fuenlabrada: es Parkinson.

Mari Carmen Villanueva en la terraza de La Casa Encendida, Madrid.

Mari Carmen Villaverde en la terraza de La Casa Encendida, Madrid.

Esa es la historia de Mari Carmen Villaverde, 61 años, diagnosticada hace 4, con un estadio de gravedad del 3 (máximo 5) que se manifiesta, por ahora, en pérdidas de equilibrio, rigidez de los músculos de las piernas y trastornos del sueño. Ahora es feliz, mantiene a raya a la enfermedad gracias al tratamiento médico y al tratamiento afectivo y social que recibe tanto de su hijos como de su otra familia, la de la Asociación Parkinson Madrid. Cada semana acude a realizar talleres de musicoterapia para mejorar su equilibrio, se junta con otros enfermos y familiares para darse apoyo mutuo, acompaña a otros afectados más graves que no pueden salir de su casa…

Hay días que no tienen el despertar bueno, pero ellos encuentran siempre las fuerzas para regalarnos sus maravillosas sonrisas, con esto mi labor de voluntaria queda satisfecha.

Esto escribía hace unos meses, para una charla de voluntariado que Mari Carmen ofreció en la asociación. Su experiencia en la ayuda a los demás afectados también le ha enseñado algunos trucos.

Cuando un acompañante tiene momentos de hostilidad, la mejor forma de ayuda es cuando se calme y no dar consuelo si no dialogar con ellos.

Como decía, Mari Carmen Villanueva parece una persona feliz, sonríe y afronta con optimismo su enfermedad, pero sus últimos años no han sido fáciles: al principio, en el trabajo, no la creían y, cuando la creyeron, no quisieron darse cuenta de lo que supone tener que barrer cada mañana las calles con pérdidas de equilibrio. ¿Qué sentiste al saber que las caídas se debían al Parkinson?

Te vienes abajo. Además, en el trabajo no lo entendían. La doctora laboral no lo entendía. Le escribió mi psiquiatra dos veces y no me hacían caso. He luchado muchísimo porque no han entendido que yo podía seguir trabajando si me hubieran cambiado el tipo de trabajo.

Mari Carmen sufrió una depresión, uno de los síntomas asociados al Parkison, y hasta hace unos meses no salió de ella. El desasosiego laboral la hundió: en uno de los tribunales médicos que se formaron para decidir sobre su incapacidad le llegaron a decir “De Parkinson no se muere y de depresión, tampoco”. Pero ese mal trago ya pasó, lleva un año fuera de las calles y se la ve con fuerzas para seguir adelante. De hecho cuando la pregunto cómo ve el futuro, me contesta que le preocupa, sobre todo, que no puede bailar.

NO HAY CONSEJOS “RECETA” PARA ENFERMOS Y FAMILIARES DE ENFERMOS DE PARKINSON

Antes de terminar el post, como siempre, intento buscar algunas ideas o apuntes que puedan orientar a los enfermos y sus familiares. En esta ocasión he recurrido, directamente, a los que de verdad saben de esta enfermedad: los que viven cerca de ella. Laura Carrasco, Directora de la Asociación Parkinson Madrid, lo tiene claro a la hora de dar consejos:

Sin duda, que se acerquen a una asociación. Allí podrán recibir información y el apoyo que requieren en ese momento. Tenemos muy claro que con información adecuada y medida todo puede ser más llevadero porque sabes a lo que te enfrentas y puedes obtener estrategias para plantar cara. También es muy importante adaptar la información a la situación de cada familia, nunca hay dos familias iguales y es difícil que dos familias sigan los exactamente los mismos procesos por eso no hay “consejos receta”.

En cualquier caso, siempre podemos recurrir al teléfono de información 902 11 39 42 (lunes a viernes de 10 a 19 horas), de la Federación Parkinson España o descargar los materiales que Parkinson Madrid ha elaborado en colaboración con Obra Social Caja Madrid.

TrackBack

URL del Trackback para esta entrada:
http://blogs.lainformacion.com/laregladewilliam/2010/04/11/mari-carmen-puede-con-el-parkinson/trackback/

6 Comentarios

Deja tu comentario

Puede seguir esta conversación suscribiéndose a la fuente de los comentarios de esta entrada.

Gracias por enseñarnos más sobre el parkinson, creo que aún no somos conscientes de que enfermedades como estas nos pueden tocar a cualquiera y que la vida te cambia radicalmente. Un abrazo a todos los de la asociación por aportar su trabajo y su ayuda a los afectados y sus familiares.

tengo 59 años y desde hace cuatro estoy diagnosticada sde parkinson ,soy administrativa y no puedo trabajar ya qeu me dan muchos mareos,sueño incontrolable etc.
ahora estoy propuesta para la incapacidad y me pregunto ¿que tipo de invalidez dan a los enfermos de esta enfermedad.
gracias

[...] Mari Carmen Villaverde. A Mari Carmen el Parkinson le sorprendió en la calle, literalmente. Esta mujer que ha criado a [...]

[...] del sismo en Haití como Ángel García Lorite, pero tal vez a todos nos pueda ocurrir lo que a Mari Carmen Villaverde que en un día de trabajo como cualquier otro se dio cuenta que por el resto de su vida padecería [...]

NECESITO QUE ME ORIENTEN EN ESTA ENFERMEDAD Y DECIRME DEL ESTADO EMOCIONAL COMO MANEJARLOL

There are some interesting points in time on this article however I don¡¯t know if I see all of them center to heart. There may be some validity however I will take hold opinion till I look into it further. Good article , thanks and we wish extra! Added to FeedBurner as properly

Deja tu comentario

Buscador

Sobre el blog

Durante más de 100 años la comunidad científica mantuvo un intenso debate sobre el origen y significado del altruismo hasta que en la década de 1.960, el biólogo William D.Hamilton creó una fórmula matemática que relacionaba el altruismo con el grado de parentesco entre el que da y el que recibe. Desde aquí nos proponemos poner a prueba esa ecuación al mismo tiempo que descubrimos a personas e iniciativas que luchan por sacar adelante causas sociales.

Secciones

Sobre nosotros

Siguenos también en: Facebook Twitter Flickr Google News YouTube