Saltar al contenido

« ver todos los blogs

Lo que debería aprender Somoano de Buruaga y Llorente

6 marzo 2013 - 6:00 - Autor:

“Si tenemos que elegir entre unos informativos líderes en calidad y rigor y unos líderes en audiencia, nos quedamos con lo primero”. Es la polémica frase que soltó Julio Somoano en la presentación de +24, una nueva aplicación de rtve.es que permite ver, de forma interactiva, varias conexiones en directo a la vez.

En esta misma convocatoria, el director de Informativos de TVE también comentó, al ser preguntado por la pérdida de liderazgo de los informativos desde su llegada al cargo, que “siempre que había cambios en los Telediarios la audiencia se resentía”. Aunque, en realidad, la debacle de audiencia que está sufriendo los informativos es insólita en la historia de Televisión Española.

De hecho, mientras que los actuales TD se derrumban en espectadores, merman su personalidad como producto televisivo y denotan una objetiva pérdida de independencia institucional, otros anteriores cambios en la dirección de los Informativos de TVE supusieron grandes avances para la fortaleza de la cadena pública.

Así sucedió con la llegada de Ernesto Sáenz de Buruaga a la dirección de informativos en 1996. Con la llegada de Aznar a la Moncloa, la nueva cúpula del ENTE nombró a Buruaga como sustituto de María Antonia Iglesias.

Los Telediarios seguían tradicionalmente líderes y habían estrenado una potente (y futurista) puesta en escena sólo unos pocos meses antes del traspaso de gobierno, pero Buruaga introdujo más cambios e impulsó la identidad de los Telediarios. Para empezar, creó la marca Servicios Informativos, con la que se firmaba siempre al final de cualquier espacio de noticias.

Pero, sobre todo, Buruaga y su equipo rediseñaron la posición del decorado en el Estudio A1 de Torrespaña para ganar amplitud en pantalla. De esta manera, el plató parecía más grande y se transformó en una ‘redacción’ espectacular.

Sáenz de Buruaga fortaleció esa espectacularidad. Lo hizo no sólo gracias a la escenografía. También a través de las efectistas sintonías de los TD que ganaron carisma, siguiendo la inspiradora estela de los grandes informativos norteamericanos. Así, los informativos de TVE dieron un paso adelante a nivel televisivo en una época en la que la competencia de las privadas era cada vez más contundente. Con este empujón de identidad de marca, la gente sentía que TVE siempre estaba en el lugar de la noticia. TVE mostraba su rapidez de reflejos y capacidad de despliegue informativo.

Tras Buruaga, llegó el controvertido Urdaci y, después, Fran Llorente. La reconocida etapa de Llorente, de la que hemos hablado aquí ampliamente, siguió mejorando la estela visual de años anteriores e integró una novedosa fragmentación de elementos de rotulación y realización para explicar de forma más clara y visual la actualidad al espectador. También pensando en las nuevas ventanas de información: internet, tablets, móviles…

Aunque, sobre todo, Fran Llorente supo tomar el pulso de la actualidad con una independencia que no había conocido antes la cadena pública durante ningún gobierno. El poderío técnico y la vigorosa imagen de marca de Televisión Española comenzó también a ganarse la confianza de la gente por la credibilidad de sus contenidos. Lo logró a través de unos informativos que tenían conciencia de que eran para la gente, para toda la gente y no sólo para contentar a unos pocos.

Y ese fue el gran aval para un éxito de audiencia que no entendía de competencias, ni estaba atado al arrastre de audiencia del programa anterior al informativo: entonces, TVE sí era líder en calidad, rigor y audiencia, pues las tres cosas son compatibles. De hecho, esa es la clave del liderazgo del mandato de Llorente, pues supo conjugar calidad, rigor, periodismo, intuición televisiva y la credibilidad que se gana sin menospreciar la inteligencia del público al que el informativo va dirigido.

Y ADEMÁS…

¿Por qué TVE ha perdido la batalla de los informativos?

Fran Llorente, el hombre que cambió los Telediarios de TVE

Cosas que debe saber un abogado del Estado para presidir RTVE

Fernando Navarrete, el valor añadido del nuevo consejo de RTVE

Hugo Chávez, el presidente que quiso ser estrella de la televisión

1:05 - Autor:

El presidente de Venezuela siempre quiso ser más que un político, quiso ser un héroe mediático. Y, para lograrlo, utilizó el electrodoméstico más poderoso: la televisión. En la pequeña pantalla, montó su propio programa vía satélite.

El pasado 23 de mayo su espacio, Aló, Presidente, cumplió 13 años en antena. 1.656 horas de televisión en las que Chávez sacaba todas las armas del monologuista que busca persuadir a su público favorito. El formato mezclaba el discurso heroico, las batallitas nacionalistas, los vivas, los aplausos guionizados, las conexiones en directo y una peculiar vena a lo Isabel Gemio, que solucionaba problemas y daba sorpresas en directo.

En total, 996 llamadas atendió Chávez en antena. Los venezolanos más humildes sentía que tenían línea directa con su presidente. Un programa que era viajero y salía de gira, como los grandes locutores de la radio.  No firmaba fotos dedicadas, pero casi. Así, Chávez visitó más de 259 lugares.

Aló, Presidente era la plataforma propagandística perfecta para anunciar “misiones sociales” como Vivienda Venezuela o Saber y Trabajo. También Chávez recomendaba lecturas como Las Venas Abiertas de América Latina, de Eduardo Galeano, Economía y Supervivencia, de Noam Chomsky, Socialismo Real y Más allá del Capital, de István Mészáros, Socialismo del Tercer Milenio, de Luis Britto García.

Y, por supuesto, el programa se utilizó para inaugurar obras en conexión vía satélite donde siempre Hugo Chávez sacaba un desparpajo de locutor tan simpático como rígido y controlador. Sólo le faltó manejar también las cámaras. Controlaba con autoridad toda la emisión. Era la tele en directo, el reality del presidente que le permitió auto-realizarse una oda a sí mismo en vida. Los engranajes de la televisión utilizados para intentar hipnotizar a la masa por ese showman que fue Hugo Chávez.

Buscador

Suscríbete a este Blog

Ahora mis artículos en Lainformacion.com los puedes seguir en el siguiente link

http://www.lainformacion.com/opinion/borja-teran


borjateran.es

Borja Terán, editor


“Soy licenciado en periodismo y he trabajado como redactor, como ayudante de realización y también desarrollando contenidos en diferentes soportes (televisión, radio e Internet). Con la mirada siempre puesta en la creación, el estudio de los viejos y nuevos escenarios audiovisuales y el desarrollo de nuevos formatos para contar historias. Porque me temo que en mi partida de nacimiento ya constaba mi curiosidad infinita por los entresijos del mundo mediático.

Esa curiosidad es el cimiento de este blog dedicado a la televisión que nos toca vivir, sin dejar de recordar la del pasado y permitiéndonos soñar con la del futuro.”

TeleDiaria en Twitter