Saltar al contenido

« ver todos los blogs

Toñi Moreno se disculpa (con música sensible de fondo)

27 febrero 2014 - 18:07 - Autor:

Hoy, a las cuatro de la tarde, Toñi Moreno se ha vuelto a disculpar por su polémica frase sobre los malos tratos “O se denuncia o se calla para el resto de la vida“.

La comunicadora, por segundo día consecutivo, ha pedido perdón por esta equivocación fruto de intentar zanjar rápidamente un tema tan sensible como la violencia de género. “Me duele verme”, recalcó.

En el programa de ayer, ya explicó que se expresó mal y no estuvo afortunada: “quería decir que no me gusta que se hable de los malos tratos sin que sean denunciados, por el compromiso que tengo con los malos tratos como mujer y como periodista”, declaró preocupada:

Pero, tras la petición del PSOE de la inmediata cancelación de Entre todos, Moreno ha repetido sus disculpas esta tarde en directo. Además, el programa ha emitido el fragmento íntegro de la polémica. De hecho, hemos visto como la propia presentadora observaba el instante en el que cometió el error en la pantalla gigante del plató (captura de arriba). Una puesta en escena en la que también ha chirriado que todo el perdón de Moreno estuviera acompañando por una música sensiblera de fondo que potenciaba la emoción en el espectador.

La gravedad del asunto debía haber evitado cualquier banda sonora que arropara sus palabras. No obstante, las melodías para enfatizar el enternecimiento de la audiencia son habituales en este show de la solidaridad llamado Entre todos.

> Reflexionamos a fondo sobre la función pública del programa de Toñi Moreno, ‘Entre todos’

 

Lo que envidian los americanos de nuestras series (y lo que no)

10:34 - Autor:

Nuestra ficción nacional se exporta más que nunca. Triunfa dentro y fuera de España. Vive una duradera edad de oro en constante evolución, siempre apreciada en su conjunto por los espectadores, que se identifican con ella sin prejuicios. Y ahí debemos sacar pecho, también la audiencia más crítica, que muchas veces pide productos de HBO a las cadenas generalistas, Antena 3 y Telecinco. Sin embargo, es un error comparar una serie de una frecuencia de cable norteamericana con una producción creada para un canal masivo, que basa su rentabilidad en los grandes datos de audiencia.

Menos aún cuando en España no existen audiencias segmentadas, por targets específicos de público, que permitan rentabilizar una producción más minoritaria. Las dimensiones publicitarias cañís no amortizan las fragmentación de perfiles de espectadores.

Y, en ese panorama de peculiaridades, la series españolas sorprenden a nivel internacional por factores como estos:

TALENTO QUE DISIMULA LA FALTA DE PRESUPUESTO

Nuestros creadores de ficción son expertos prestidigitadores a la hora de contar historias con un presupuesto muy limitado. Los guionistas no sólo trabajan pensando en emocionar con sus tramas, también deben lidiar con las constreñidas posibilidades de producción. No es fácil, pero se logra camuflar esas deficiencias estructurales hasta conseguir dar el pego. De hecho, algunos productos, como Gran Hotel o El Tiempo entre Costuras, no tienen casi nada que envidiar a grandes producciones internacionales millonarias.

RECONOCIBLES PARA LA GENTE

Más allá de la taberna omnipresente o del barrio prototípico con edificios de ladrillo visto, las series españolas han congeniado con nuestras singularidades. El espectador se identifica con las ficciones de sus cadenas. Con las que tratan sobre el pasado, y con las del presente. Hablan su mismo lenguaje y saben adaptar fórmulas internacionales a la idiosincrasia propia.

LA DURACIÓN ETERNA DE LOS CAPÍTULOS

Salimos airosos de esta particularidad que es clave para amortizar la inversión generada en cada serie. Ese es el motivo de que los prime time sean tan largos: hay que exprimir cada episodio en minutos y cortes publicitarios. De esta forma, por ejemplo, Velvet alargó su primer capítulo para que Telecinco no tapara el estreno de Antena 3, por delante y por detrás, con el lanzamiento de B&B, la revista de Belén Rueda. De esta forma, las galerías evitaron una pérdida de espectadores. Son tácticas de supervivencia. Gracias a su extensa duración, las ficciones nacionales son más sostenibles y las cadenas más competitivas. Fuera de nuestras fronteras se observa con interés la capacidad española de consumar capítulos que son casi largometrajes semanales, con los problemas que ello conlleva.

Aunque las cadenas aún deben arriesgar más y romper prejuicios contra sus propios productos. B&B, Velvet y El Príncipe denotan calidad, cada una en su ámbito, pero también evidencian cierto temor al riesgo de los canales. De hecho, a pesar de ser ficciones complementarias y diferentes, las tres coinciden en elementos del infalible culebrón: amores prohibidos, cuerpos sugerentes, luminosidad resplandeciente en cada plano… Y es que la oscuridad en nuestra pequeña pantalla está asociada al fracaso.

Los responsables televisivos no se atreven con proyectos menos previsibles: quieren fórmulas contrastadas e intentan reproducir roles de éxito del pasado, con algún que otro aderezo. No sólo en tramas, también fomentando la percepción del público de que en las series españolas siempre están protagonizadas por los mismos actores: los Resines del éxito (aquellos intérpretes asociados al triunfo).

El futuro de la ficción pasa por historias más conscientes de su tiempo actual, que atrevan a explorar nuevas tramas, creciendo con perspectiva histórica pero superando la obsesión de los canales en pretender reproducir glorias ya vividas. Y en esa dirección parece caminar nuestro tejido audiovisual. El tiempo entre costuras o El Príncipe lo demuestran. El misterioso proyecto ‘SP’ de Bambú para Antena 3 también pueden dar un paso más allá en ese sentido. El riesgo de las ideas y el talento, que sustenta nuestra industria de ficción, nos salvará.

Y ADEMÁS…

Las armas de ‘El Príncipe’ para triunfar

¿’El tiempo entre costuras’ marca un antes y un después en la ficción televisiva española?

Así sería ‘Verano Azul’ si se hubiera rodado hoy

¿Por qué las series y los programas empiezan y terminan tan tarde?

Razones por las que no podríamos hacer ‘Juego de Tronos’ en España

Buscador

Suscríbete a este Blog

Ahora mis artículos en Lainformacion.com los puedes seguir en el siguiente link

http://www.lainformacion.com/opinion/borja-teran


borjateran.es

Borja Terán, editor


“Soy licenciado en periodismo y he trabajado como redactor, como ayudante de realización y también desarrollando contenidos en diferentes soportes (televisión, radio e Internet). Con la mirada siempre puesta en la creación, el estudio de los viejos y nuevos escenarios audiovisuales y el desarrollo de nuevos formatos para contar historias. Porque me temo que en mi partida de nacimiento ya constaba mi curiosidad infinita por los entresijos del mundo mediático.

Esa curiosidad es el cimiento de este blog dedicado a la televisión que nos toca vivir, sin dejar de recordar la del pasado y permitiéndonos soñar con la del futuro.”

febrero 2014
L M X J V S D
« Ene   Mar »
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
2425262728  

TeleDiaria en Twitter