Saltar al contenido

« ver todos los blogs

Pablo Iglesias, ¿triunfador gracias al poder de la televisión?

26 mayo 2014 - 9:38 - Autor:

Una formación con sólo cuatro meses de vida ha dado un puñetazo sobre la mesa en las últimas elecciones europeas. Hablamos de Podemos. ¿Cómo lo ha conseguido? Algunos creen que su líder, Pablo Iglesias, ha sabido utilizar los debates televisivos de prime time para aupar su popularidad electoral. Aunque lógicamente no ha sido el único factor. La irrupción de podemos también ha sido debida al descontento social en importantes colectivos, como los universitarios.

Ha calado el mensaje de Iglesias en una sociedad insatisfecha con los políticos. Lo ha hecho utilizando con inteligencia las redes sociales, interactuando con los usuarios, y fijándose un target de votante muy bien definido. Y ese target es también público de La Sexta. De ahí que Pablo Iglesias ha congeniado con una parte de la audiencia crítica con el bipartidismo desde el canal apropiado.

Lo ha conseguido al mismo tiempo que otros partidos se han quedado paralizados utilizando métodos obsoletos: en los desfasados anuncios electorales cedidos en TVE, en las entrevistas convencionales con preguntas convencionales y en debates electorales ortopédicos.

En cambio, la formación de Iglesias (y otras como Ciudadanos) han estado en los programas que conectan con las audiencias de hoy. Los políticos deben entender que deben explicar sus propuestas en televisión ante periodistas incisivos o en tertulias sin cortapisas. Sin pactos periodísticos, sin miedo a los argumentos, a la crítica y a las re-preguntas. Ahora faltan aún líderes con tesis de más fondo, dentro y fuera de las redes… y la televisión.

Y ADEMÁS…

El debate electoral a seis: la televisión que aleja aún más a los políticos de la sociedad

El cara a cara entre Cañete y Valenciano: ¿debate electoral o batalla de monólogos?

La Sexta se impone a La 1 de TVE en los especiales sobre las elecciones europeas

9:36 - Autor:

La Sexta ha superado a La 1 en la audiencia de la cobertura de la noche electoral. García Ferreras, con su edición de Al rojo vivo: Europa, cosechó 1.987.000 espectadores y un 11,3% de share. Mientras que la primera cadena de TVE, por su parte, se quedó en un 1.883.000 de fieles y 10% de share. Tampoco funcionó la retransmisión de la celebración del Real Madrid en el prime time de la emisora pública que se quedó en un 1.883.000 seguidores y 10,0% de cuota, sin poder superar la barrera psicológica del diez por ciento de share.

Una noche en la que Televisión Española ha mantenido su ya tradicional forma de presentar la información en las elecciones. Sólo una novedad principal: el programa especial no se ha realizado desde los Estudios Buñuel como era habitual.

En este 25M, el plató del Telediario se ha convertido en el centro de la retransmisión para, de esta forma, amortizar la inversión realizada en dos pantallas de Leds de grandes dimensiones. Allí estaban Ana Blanco y Pilar García Muñiz dando paso a las diferentes conexiones y datos, mientras que en el estudio contiguo de Los Desayunos de TVE estaba María Casado con los analistas de turno.

Una puesta en escena tradicional, con mucha pantalla y algún efecto sobreimpresionado en emisión que buscaba potenciar una mayor espectacularidad en las transiciones de continuidad. De esta forma, se intentó arropar una escaleta tradicional con las lógicas conexiones con las diferentes sedes, declaraciones de los mandatarios y la reflexión de los tertulianos. No faltaron, además, algunas curiosidades de las jornada en los TD.

Una jornada que el protagonismo de las elecciones fue compartido en La 1 con la fiesta del Real Madrid en el Santiago Bernabeu y su cabalgata previa por las calles de Madrid. Una decisión que suponemos se trató de un intento de subir la audiencia antes de que la cadena contara con los datos oficiales electorales, ya que la información electoral europea ha despertado poco interés en los diferentes programas de Televisión Española.

Aunque esta estrategia no funcionó como era de pronosticar, pues este tipo de fiestas futboleras suelen ser más minoritarias al no estar diseñadas para un horario de máxima audiencia televisivo.

Los bajos rendimientos en audiencia de las elecciones europeas han propiciado que las cadenas privadas casi no variaran su programación habitual. Lideró la noche Antena 3 con el filme Luces Rojas (16,6%), seguida de Telecinco con Aída (14%).

Pero destacó La Sexta, tras Salvados, que abrió una extensa ventana a los comicios en una edición nocturna de Al Rojo Vivo, que alcanzó buenos resultados de cuota de pantalla. ¿Por qué superó a La 1 García Ferreras? Fue un especial menos encorsetado, con más ritmo y llegó antes a los directos con las sedes de los partidos políticos. Además, contó con una escenografía más espectacular: cañones de luz potenciaron la emoción aunque no distraían el protagonismo absoluto de una mesa de debate muy viva, que hablaba un lenguaje más cercano a la calle que el análisis de TVE.

Europa no ganó en share en este domingo que las casualidades del destino hicieron que coincidiera con el doce aniversario de la noche en la que Rosa de España participó en Eurovisión. Su actuación logró un 80,4 por ciento de cuota de pantalla, dato vertiginoso que parece imposible hoy. Aquel 25 de mayo, probablemente, España se sintió más europea.

Y ADEMÁS…

Pablo Iglesias, ¿triunfador gracias al poder de la televisión?

El debate electoral a seis: la televisión que aleja aún más a los políticos de la sociedad

El cara a cara entre Cañete y Valenciano: ¿debate electoral o batalla de monólogos?

Buscador

Suscríbete a este Blog

Ahora mis artículos en Lainformacion.com los puedes seguir en el siguiente link

http://www.lainformacion.com/opinion/borja-teran


borjateran.es

Borja Terán, editor


“Soy licenciado en periodismo y he trabajado como redactor, como ayudante de realización y también desarrollando contenidos en diferentes soportes (televisión, radio e Internet). Con la mirada siempre puesta en la creación, el estudio de los viejos y nuevos escenarios audiovisuales y el desarrollo de nuevos formatos para contar historias. Porque me temo que en mi partida de nacimiento ya constaba mi curiosidad infinita por los entresijos del mundo mediático.

Esa curiosidad es el cimiento de este blog dedicado a la televisión que nos toca vivir, sin dejar de recordar la del pasado y permitiéndonos soñar con la del futuro.”

TeleDiaria en Twitter