Saltar al contenido

« ver todos los blogs

“Este año a todos se nos ha quemado algo”. El emocionante anuncio de Campofrío (VÍDEO)

19 diciembre 2014 - 13:42 - Autor:

Ya es un clásico de los anuncios navideños. Campofrío centra su campaña en un spot que apuesta por empujar ilusión en tiempos de crisis económica y de valores. Lo hace a través de la mirada de cómicos icónicos, que tocan en el epicentro de la nostalgia colectiva. Con Gila como apoteosis de la risa que apagaba fuegos.

Porque este año Campofrío ha utilizado el fuego que arrasó con su fábrica de Burgos como elemento principal del spot. Se convierte, así, en protagonista de un año que no ha sido redondo. De esta forma, la empresa sigue impulsando la identificación del público con su marca, cada vez más próxima y cómplice al sentir ciudadano gracias a este tipo de estrategias publicitarias que abrazan la emoción del espectador, perfectas no sólo para consumir en la tele también para que se propaguen en las indignadas redes sociales, a través de los perfiles de Twitter y muros de Facebook.

http://www.youtube.com/watch?v=QUIpiL_CS9I

Campofrío ha reaccionado. No podía dar la espalda a su propia crisis. De ahí la tardanza a la hora de lanzar la campaña esta Navidad, reinventando el concepto que estaba previsto en un principio tras el incendio que terminó con su factoría burgalesa. “Este año a todos se nos ha quemado algo“, sentencia la voz de un Santiago Segura arropado por gente que “está quemada”.

Porque se nos “ha quemado la paciencia” (unos preferentistas), se nos “ha quemando el futuro” (pequeños negocios), se nos “ha quemando la esperanza” (estudiantes), “se nos está quemando el arte” (un músico), se nos está “quemando la confianza” (sanitarios, con guiño a la crisis del ébola). Y “todos estamos quemados por lo mismo” (en clara referencia a la corrupción).

Una campaña ‘sensiblera’ para algunos, al utilizar el momento gris que vivimos para vender embutidos, para otros simplemente una campaña valiente al realizar una radiografía de un sentir de un país. Un anuncio, que alcanzará audiencias millonarias, que es demoledor para actual gobierno.

Chiquito de la Calzada, Chus Lampreave, Fofito y el propio Segura son los bomberos que intentan apagar los fuegos encendidos, y que parecen no casar en su propagación, en este metafórico spot dirigido por Benito Zambrano (Solas y La voz dormida, entre otras) y a cargo de la agencia de publicidad McCann. Un trabajo que repite por tercer año el mismo mensaje aunque evolucionando hacia la esencia más genuina de la primera campaña en la que Campofrío utilizó la crisis, aquel homenaje a los grandes cómicos. Ahora, un homenaje a la propia sociedad. Aunque, eso sí, el tono que utiliza el spot ya se les ha agotado para el próximo año, empieza a ser redundante.

Y ADEMÁS…

Cuando la política no entiende la verdadera esencia de una televisión pública

Lo mejor y lo peor de ¡Mira quién baila!

El formato que no es obvio

El obstáculo de las series españolas

 20 años de ‘Friends’: las 9 razones por las que amamos tanto esta serie

13 cosas que todavía se pueden hacer gracias al Teletexto

Razones por las que no podríamos hacer ‘Juego de Tronos’ en España

3o años del estreno de ‘La Bola de Cristal’

Así sería ‘Verano Azul’ si se hubiera rodado hoy

La televisión Ni-Ni, el triunfo de la audiencia que no exige

Gran Hermano arrasa en su final número 15: la fórmula televisiva que no se agota

9:37 - Autor:


Llega la Navidad. Y terminó Gran Hermano. Telecinco programó la final de esta edición número 15 la misma noche en que media España sale de cena de empresa. Pero dio igual, el formato que inventó la telerrealidad, tal y como la conocemos hoy, conquistó los audímetros con 27.7 por ciento de share y 3.467.000 espectadores (media entre las 23 horas y la 1.45) . Parece, pues, que la rentable fórmula no se agota y sabe evolucionar levemente con los años sin decepcionar a un público muy fiel que vive el formato intensamente, hasta rozar la histeria colectiva en las redes sociales.

Eso sí, poca emoción en esta final. Ganó Paula, como era muy de prever. Su rostro apareció en lo alto de un árbol navideño formado con pantallas de led. Por debajo de su imagen, aparecían las caras de todos los expulsados hasta la fecha. Triunfó una concursante con carisma que ha despertado filias y fobias pero que, sin duda, es la que más juego ha dado. Y es que Paula es ganadora psicológica del espectáculo desde que empezó su relación con otro concursante, Omar. Pero todo se truncó cuando los responsables del concurso metieron a la ex de este último. La relación en ciernes se rompió y el conflicto entre la audiencia se desató al ver como Omar regresaba con su ex, Lucía, en plena convivencia con Paula. Desde ese instante, el formato logró la ‘trama’ que necesitaba dentro de la casa: los shares crecieron y se han mantenido estables hasta el desenlace. Una vez más, los espectadores han vibrado con los más reconocibles sentimientos: amor, fidelidad, desamor…

Gran Hermano 15 ha ido narrando con maestría el devenir de su trama estrella, con indignación incluida de los seguidores tuiteros más extremos, que incluso acusaron a los responsables del programa de manipulación y favoritismo hacia Paula (el famoso hashtag #timoGH15). Algunos concursantes también montaron anoche una pequeña revolución contra Mercedes Milá, rebelándose contra el montaje sesgado de los vídeos. Un clásico. Alguien debería explicarles a estos chicos antes de entrar en la casa que el montaje está para eso, para resumir y potenciar los conflictos, narrar  una historia con interés, no para mostrar los tiempos muertos en los que se aburren en el jardín. En cualquier caso, es lo que logra GH: se vive intensamente en el plató al mismo tiempo que los espectadores también despotrican en el sofá.

  • El golpe de efecto de la final

En esta navideña final, además, se supo impulsar el interés con un cambio significativo en la escaleta. En lugar de esperar a que se produjera el reencuentro en el plató, los polémicos Omar y Lucía volvieron a Guadalix para visionar vídeos de su participación en el programa junto a una Paula que aún no sabía si había ganado o perdido, lo que propició una atención mayor del público en la primera parte del prime time. No hubo que esperar a la llegada de Paula a Telecinco para abordar los trapos más sucios de esta edición.

Tras un discurso de Milá ensalzando las virtudes de entrar en GH (definió la experiencia como “una explosión” que cambia las vidas de sus protagonistas para siempre), los últimos minutos fueron los más torpes técnicamente hablando. Nos presentaron la inminente nueva entrega de Gran Hermano VIP a través de la llegada de Los Chunguitos al confesionario. Ellos son, de esta manera, los primeros participantes confirmados de la versión con famosos que arrancará justo después de Reyes. Pero mientras veíamos a Los Chunguitos entrar con su maleta, no paraba de escucharse el micrófono abierto de la concursante Yoli diciendo repetidamente algo así como “el corpiño no me deja respirar“.

El drama del corpiño terminó con el ya habitual último plano del programa: la fachada de Telecinco espectacularmente iluminada. Al igual que en el primer GH, el edifico de Mediaset se iluminaba en un plano ya emblemático para finiquitar un formato que ha demostrado que sigue en auge en España, garantizando sin duda una edición 16. Quién nos lo iba a decir allá por el año 2000 cuando empezó todo…

Y ADEMÁS…

> Los límites éticos que ‘Gran Hermano’ aún no ha sobrepasado

> Cómo manipular a los concursantes de ‘Gran Hermano’ en cuatro sencillos pasos

> 11 cosas que sólo pueden pasar en ‘Gran Hermano’

Los 6 factores que han impulsado la audiencia de Gran Hermano 15

Buscador

Suscríbete a este Blog

Ahora mis artículos en Lainformacion.com los puedes seguir en el siguiente link

http://www.lainformacion.com/opinion/borja-teran


borjateran.es

Borja Terán, editor


“Soy licenciado en periodismo y he trabajado como redactor, como ayudante de realización y también desarrollando contenidos en diferentes soportes (televisión, radio e Internet). Con la mirada siempre puesta en la creación, el estudio de los viejos y nuevos escenarios audiovisuales y el desarrollo de nuevos formatos para contar historias. Porque me temo que en mi partida de nacimiento ya constaba mi curiosidad infinita por los entresijos del mundo mediático.

Esa curiosidad es el cimiento de este blog dedicado a la televisión que nos toca vivir, sin dejar de recordar la del pasado y permitiéndonos soñar con la del futuro.”

TeleDiaria en Twitter