Saltar al contenido

« ver todos los blogs

Así fue la segunda emisión de ‘La Alfombra Roja Palace’: de ‘Noche de Fiesta’ a la gala de Nochevieja

29 marzo 2015 - 10:59 - Autor:

  • El programa se mantuvo en los malos datos de audiencia de la semana pasada, con un 6 por ciento de cuota de pantalla.

Hubo una segunda oportunidad. TVE colocó de nuevo anoche su alfombra roja. Lo hizo con novedades. José Luis Moreno dejó los experimentos (esas secciones de talent show infantil y casting de viejos cómicos) para realizar una de sus galas al uso. De hecho, el segundo capítulo se ha parecido más a los programas que realiza el ventrílocuo para la Nochebuena/Nochevieja de Telecinco que al recordado Noche de Fiesta.

No hubo grandes derroches en purpurina o confeti y se fue al grano: actuaciones musicales, teatrillos de siempre (incluso con guiones reciclados de anteriores galas), alguno que otro número visual, desfiles de modelos (vestidas) e incluso magia, de la mano del mago Yunke. Una programa, por tanto, más convencional que, eso sí, evidenció sus cortes de edición. No estaba bien montado. La prosproducción de imágenes era brusca.

Y es que, a diferencia de la semana anterior, La Alfombra Roja Palace fue grabada. Nada de directo, lo que produce una pérdida de chispa e imprevisibilidad del espacio. Por este contundente motivo, Noche de Fiesta prácticamente siempre era en riguroso directo. Entonces, se realizaba en el Estudio 1 de Prado del Rey (también se hizo edesde el Estudio 5), donde estaba engrasada toda la maquinaria de TVE. Salía a la perfección técnica, no como la pasada semana.

Ahora, el programa es completamente de producción externa. Pregrabado y con una escaleta más sencilla, la emisión de anoche no ha sido tan desaguisado como la semana anterior. Además, Moreno ha logrado congregar a artistas con más tirón: Paulina Rubio, Ruth Lorenzo (cantó hasta ópera), Maika Barbero de La Voz, Azucar Moreno…

Tampoco faltaron los niños artistas y se incorporaron cebos que iban adelantando contenidos de la noche, lo que propiciaba una mayor fluidez. Una fluidez en la que también ayudo dejar de contar con el elenco de jóvenes actores que, en la noche del estreno, interpretaban a los propietarios del local discotequero donde supuestamente se desarrolla el programa.

En cambio, Moreno ha recuperado un saloncito en la parte de la izquierda del decorado: habitual en sus tradicionales programas, pues coloca a los presentadores en una posición reconocible, de referencia que, asimismo, sirve para entrevistas a invitados. Allí se sentó Ainhoa Arteta, habitual de los programas de José Luis Moreno, que cantó, charló y se reencontró con las siempre valiosas imágenes del archivo de TVE.

Las críticas de Alfombra Roja han propiciado un regreso con una escaleta más controlada. Sin excesos. No había ni público en el gallinero del decorado de un programa que no intentó ocultar que era enlatado. Aún así la realización visual fue floja, incluso desaprovechando las posibilidades que dan, por cierto, elementos escenográficos como la gran pantalla de leds del suelo.

Ramón Arangüena, Jota Abril y Berta Collado siguieron como maestros de ceremonias. Aunque, para terminar, el programa contó con dos fenómenos casi paranormales. No hubo brindis final (como acostumbra Moreno) y Jota Abril despidió a solas la gala. Lo del brindis se puede entender, porque no hay nada que celebrar, pero lo de Berta… ¿por qué desapareció Berta Collado? Consecuencias de grabar el programa a trozos en diferentes días. Eso fue lo más imprevisible de la segunda parte de Alfombra Roja.

> Pros y muchos contras del primer ‘Alfombra Roja’: un caos de programa

@borjateran

Y ADEMÁS…

José Luis Moreno, lo que ha aportado (bueno) a las galas de TV

12 infalibles trucos para triunfar con una gala televisiva

¿Cómo debería ser la televisión pública que nos merecemos?

Buscador

Suscríbete a este Blog

Ahora mis artículos en Lainformacion.com los puedes seguir en el siguiente link

http://www.lainformacion.com/opinion/borja-teran


borjateran.es

Borja Terán, editor


“Soy licenciado en periodismo y he trabajado como redactor, como ayudante de realización y también desarrollando contenidos en diferentes soportes (televisión, radio e Internet). Con la mirada siempre puesta en la creación, el estudio de los viejos y nuevos escenarios audiovisuales y el desarrollo de nuevos formatos para contar historias. Porque me temo que en mi partida de nacimiento ya constaba mi curiosidad infinita por los entresijos del mundo mediático.

Esa curiosidad es el cimiento de este blog dedicado a la televisión que nos toca vivir, sin dejar de recordar la del pasado y permitiéndonos soñar con la del futuro.”

TeleDiaria en Twitter