Saltar al contenido

« ver todos los blogs

Eurovisión 2016: lo mejor y lo peor (a nivel televisivo) de la primera semifinal

10 mayo 2016 - 23:06 - Autor:

La tecnología ha impregnado Eurovisión 2016. Así lo ha demostrado la primera semifinal, celebrada esta noche, donde los suecos ha demostrado que son unos maestros a la hora de organizar grandes espectáculos televisivos.

El arranque ha sido espectacular. Con el ganador del pasado año, Måns Zelmerlöw, interpretando su canción “Heroes con una emocionante novedad: su compañero virtual se ha convertido en un niño de verdad, que incluso ha salido volando hacia el cielo del Globen Arena. Aunque el gran colofón de la actuación ha sido cuando se ha caído la pared y han aparecido una legión de niños desfilando. Como no podía ser de otra manera, para ser fiel a la actuación original.

Y comenzó la gala y vimos el esperado escenario en todo su esplendor. Con mucho pantallón de Leds, aunque no tan innovador como el de hace dos años, en Copenhague. El problema de este escenario está en que, a pesar de su grandilocuencia, es más conservador en las líneas con unas proporciones que empequeñecen a los artistas en el ojo del espectador durante los planos generales, favoreciéndose de esta peculiaridad aquellas candidaturas que han optado por reducir visualmente el escenario a través de la iluminación o decorados portátiles propios, como Rusia. Los escenógrafos suecos han pensado más en un escenario para un show de las características de MTV, que se llena de multitud de bailarines y músicos, que un Eurovisión con un tope de seis personas en el set. En este sentido, la realización no ha ayudado porque se ha enamorado de los repetitivos grandes planos generales que lucen el despliegue escénico de los organizadores del eurofestival pero que convierten a los cantantes en inexpresivas hormigas a larga distancia.

Pero Eurovisión sigue evolucionando y demostrando su buen estado de salud, ahora ha ganado ritmo y más personalidad de talent show moderno. Con remozados grafismos de banderas de cada país (que no parecen evidentes banderas), tras las postales que presentan a golpe de vista a cada candidato.

Los suecos han impulsado este Eurovisión 2016 a tono con su tiempo. Y la mayor parte de los países han puesto mucho de su parte para que el show triunfe, sacando su artillería pesada y ofreciendo unas puestas en escena muy trabajadas. Espectacular Armenia, realizando casi un videoclip en directo con una milimetrada coreografía de planos detalle, algunos muy artísticos, y con un efecto que multiplica a la propia cantante en numerosos clones. O el mapping de Rusia, con su cantante escalando un excéntrico universo virtual con una escalera que no se ve. Hasta terminar en lo más alto de la estructura, reinando sobre un pabellón atardeciendo. Sin olvidar, las proyecciones transilvánicas de Islandia que,sin embargo, no ha pasado la criba de la semifinal.

Ha sido la velada de los favoritos de Eurovisión, en donde también hemos podido ver un adelanto de los ensayos del Big Five, con los países del núcleo duro de la UER que tienen pase asegurado a la final. Ahí está Barei, intentando demostrar su talento entre mucha luz y mucho plano general de un show que entiende la esencia que debe desprender un programa musical en televisión para conquistar al espectador: generar un acontecimiento con hits narrados con una historia atrayente a través de los engranajes de la televisión.

Porque Eurovisión se ha convertido en un reto para las televisiones europeas (y parte del extrarradio europeo) a la hora de probar y experimentar con las narrativas audiovisuales. De hecho, esta noche, hemos visto como se han conjugado los trucos escénicos más antiguos con las últimas posibilidades tecnológicas. Los hologramas y las proyecciones vuelve a estar de moda, aprovechando el led y el mapping.

La primera semifinal ha aprobado con nota, generando debate entre el público y logrando un espectáculo televisivo en su máxima expresión gracias a la fusión de la música, televisión y redes sociales. Eurovisión ya es casi es la Super Bowl europea. Pero sin la necesidad del tirón de un deporte rompe-audímetros, que eso tiene más mérito. Sólo con la fuerza de la televisión y la música.

> 7 factores que debe tener en cuenta TVE para no hacer el ridículo en ‘Eurovisión’

@borjateran

Y ADEMÁS…

Los motivos que demuestran que Eurovisión no es una horterada

El error de la gala de elección de representante de Eurovisión

Chikilicuatre: así se convirtió en el mejor producto de España en Eurovisión

 > Lo que TVE debe aprender de su propia historia

Buscador

Suscríbete a este Blog

Ahora mis artículos en Lainformacion.com los puedes seguir en el siguiente link

http://www.lainformacion.com/opinion/borja-teran


borjateran.es

Borja Terán, editor


“Soy licenciado en periodismo y he trabajado como redactor, como ayudante de realización y también desarrollando contenidos en diferentes soportes (televisión, radio e Internet). Con la mirada siempre puesta en la creación, el estudio de los viejos y nuevos escenarios audiovisuales y el desarrollo de nuevos formatos para contar historias. Porque me temo que en mi partida de nacimiento ya constaba mi curiosidad infinita por los entresijos del mundo mediático.

Esa curiosidad es el cimiento de este blog dedicado a la televisión que nos toca vivir, sin dejar de recordar la del pasado y permitiéndonos soñar con la del futuro.”

TeleDiaria en Twitter