Saltar al contenido

« ver todos los blogs

El polémico ganador de ‘El Puente’: así ha repartido el dinero del premio

17 Julio 2017 - 23:13 - Autor:

El Puente ha terminado con su objetivo cumplido: los 12 participantes han logrado construir ese puente para llegar a los 100.000 euros de premio, que escondía una isla en el centro de un lago. Y David Adán Tomás ha salido ganador por votación de sus compañeros. Polémico ganador, pues dijo que si se llevaba el botín repartiría el premio. Pero, en realidad, no lo ha repartido de forma equitativa. Él se ha quedado con la mayor parte, 16.200 euros. El resto no se han llevado tanto…

Nuria: 6.100 Euros
Lokesh: 6.100 Euros
Silvia: 6.100 Euros
Clyde: 4.500 Euros (por tener un problema con la pierna que no le permitió ayudar como al resto)
Víctor: 6.100 Euros
Melody: 6.100 Euros
Rodrigo: 6.100 Euros
Rosa: 6.100 Euros
Anita: 6.100 Euros
Juan: 6.100 Euros
Míriam 6.100 Euros
Jose: 6.000 Euros (rival directo del ganador)
Raúl: 6.000 Euros (rival directo del ganador)
Wafa: 6.300 Euros
David: 16.200 Euros

Con la desigual repartición económica, El Puente ha mantenido la emoción en alto hasta el final, enfrentando al espectador al dilema de si es justo repartir el premio o no y dibujando muy bien la reacción de los participantes. Su hipocresía delante del triunfador y la frustración posterior de los castigados por el colonizador.

El Puente, un formato 100 por 100 español, creado por Zeppelin (Gran Hermano), ha reinventado el género del reality apostando por el conflicto que surge del trabajo en equipo. Sin necesitad de inyectar otro tipo de polémicas básicas (amor, celos, visitas sorpresas de ex parejas…), tan quemadas en la tele-realidad que acostumbra nuestra televisión.

Pero, sobre todo, El Puente ha supuesto un salto en la factura visual de la tele-realidad, rompiendo el tabú de que no se puede incorporar una textura cinematográfica a un reality show, ya que puede hacer creer al espectador que los protagonistas son actores interpretando un papel. El Puente ha conseguido borrar ese estigma al entremezclar con maestría la realidad, la música y la fotografía de iluminación y encuadres de película.

Así este programa del canal Cero (#0) de Movistar Plus ha recordado una de las bases fundamentales de la televisión que, en cambio, se estaba perdiendo:  la experiencia sensitiva de la armonía visual que traspasa la pantalla para producir en el espectador una emoción extra (por la textura de las imágenes, la música, los movimientos de cámara, los detalles en segundo plano…). Sin embargo, la televisión ya no cuida tanto la realización de imagen como antaño, menos aún en los realities, tal vez El Puente marque un necesario antes y un después.

>>> ‘El Puente’: así Paula Vázquez se convierte en la presentadora de un reality sin presentador

@borjateran

Y ADEMÁS…

> Los 3 errores de las cadenas en las redes sociales

> 22 vías de acción para la supervivencia de TVE

> Las 7 cualidades del buen fan de ‘El Ministerio del Tiempo’

La revolución de la TV de pago

La realidad supera a ‘Black Mirror’: las redes sociales, la muerte y la deshumanización

0:01 - Autor:

El actor y acróbata Pedro Aunión fallecía el pasado viernes 7 de julio durante su actuación en el festival MadCool. Estaba a punto de comenzar el concierto de Green Day y las grandes pantallas del evento retransmitieron el trágico accidente. La conmoción se propagó rápidamente a través de la redes sociales, pero allí la fiesta continúo como si nada hubiera pasado.

A pesar del retraso del comienzo de Green Day, muchos no se enteraron del suceso. Otros, que sí se enteraron, se fueron del recinto, mientras que otra gran parte de los asistentes decidió continuar la fiesta. Allí estaban los miembros de Green Day, preparados para actuar como estaba previsto, pues ellos sí que no fueron avisados del fallecimiento de Aunión por parte de la organización, tal y como han hecho saber después. Y el concierto arrancó.

Pero ahora, que ha pasado más de una semana, la terrible muerte de Aunión frente a la multitud nos deja en el recuerdo un retrato de una sociedad que, desde la llegada de las redes sociales, parece no diferenciar realidad y ficción en muchas ocasiones. Como si se tratara del argumento de alguno de esos capítulos de Black Mirror en los que se pinta un futuro desolador en el que la tecnología nos termina de deshumanizar.

De hecho, una youtuber, alias @gominuke, en su propio Twitter radiografió en tres tuits esa deshumanización a la que parece que nos abocamos: primero narró morbosamente cómo había visto y escuchado el accidente, después criticó a aquellos que estaban retuiteando el vídeo con la caída de Aunión y, finalmente, un rato más tarde, alardeó de lo feliz que estaba siendo en el concierto de Green Day y lo genial que se lo había pasado. Primero soy yo el morboso, después lo critico y, unos minutos más tarde, lo olvido para continuar con la fiesta.

Ella no se estaba percatando, pero estaba retratando un síntoma de nuestro tiempo. Estamos tan expuestos a bombardeos de ficción constantes que cuando es la realidad la que nos golpea, lo digerimos como si se tratara de un giro de guión de alguna serie.

Las redes, por su parte, provocan estados de ánimo tan efímeros que empujan hacia esa deshumanización. Cada emoción, conmoción o indignación se proyecta en las redes y relega a la anterior emoción, conmoción o indignación al olvido. Twitter necesita carnaza nueva cada día, nuevas muertes, nuevas protestas, nuevos reproches, nuevos chascarrillos. Todo es rápido, todo se precipita, todo se olvida. Sin piedad, a una velocidad que no siempre permite reflexionar más allá de una superficialidad de usar y tirar.

Muchos de los que vieron la muerte de Aunión en directo, a sólo pocos metros de su posición en el MadCool, y continuaron con el jolgorio tal vez reaccionaron con esa suma frialdad porque lo vivieron como una película, como si no fuera con ellos. Porque todo lo vemos como si fuera parte de un show que siempre debe continuar, pero no, la vida no siempre es un show: es realidad y, a veces, el espectáculo sí debería detenerse un poco, lo justo al menos, para sentir que seguimos siendo seres humanos.

@borjateran

Y ADEMÁS…

> La televisión ni-ni: el éxito de la audiencia que no exige

> Así sería ‘Verano Azul’ si se hubiera rodado hoy

Lo que la televisión generalista en España debe aprender de Stranger Things de Netflix

> El futuro de las series españolas: la agonía de las audiencias tradicionales

Lo que TVE debe aprender de su propia historia

TVE cancela su nueva serie ‘La Pelu’, a solo dos semanas de su estreno: motivos del fracaso

0:00 - Autor:

Solo se han emitido 8 capítulos de los 60 grabados. Solo han pasado dos semanas de su estreno. Pero Televisión Española ya ha cancelado La Pelu. Un nuevo fracaso de la cadena pública que llegó para sustituir en verano al programa de Javier Cárdenas, Hora Punta.

Sin embargo, los datos de audiencia no han tenido piedad. De hecho, la curva ha sido decreciente. La serie empezó con un 8,4 por ciento de cuota y terminó el pasado jueves con un fatal 6,4 por ciento.

Un resultado previsible, pues el contenido de “La Pelu quería” difícilmente podía congeniar con el público de hoy, ya que representa un tipo de televisión ya superada: escenografía artificiosa, iluminación plana y, sobre todo, unos guiones extremadamente flojos con falsas risas enlatadas para indicar que lo que acaban de decir es gracioso porque, en realidad, no lo es.

A pesar de la evidencia de los malos guiones de la serie, la dirección de Televisión Española decidió que se grabaran más de 200 sketches para 60 capítulos, que ahora son difícilmente reubicables en las cadenas del grupo por su baja calidad. Sólo tendrían cabida en Clan TV, sin ser un programa pensado para los niños. No obstante, sus gags sí tienen cierto tinte infantil.

La Pelu quería” cierra. Pero TVE ya ha encontrado un buen sustituto. Vuelve, este mismo lunes, Viaje al centro de la tele, que tan buenos resultados dio a la cadena pública en las últimas temporadas y que, sin embargo, su nueva tanda de episodios se había guardado en un cajón.

Se trata de un formato nostálgico, de producción propia, que recupera valiosas y sorprendentes imágenes del archivo de TVE. Está dirigido por Pedro Santos, uno de los mayores conocedores del fondo documental de la cadena y está narrado a través de la voz (e ironía) de Santiago Segura.

  • El tesoro del archivo de TVE

Gracias a la rítmica recopilación de instantes memorables que nos ha dejado la historia de TVE, Viaje al centro de la tele descubre a las nuevas generaciones aquella Televisión Española que era un torbellino de ideas, programas y formatos. Un programa que también debería ser visto atentamente por la actual dirección de TVE, pues tras una temporada llena de fracasos y una desértica programación en ideas, la corporación pública debe aprender más que nunca de su rica y brillante historia para construir un inteligente futuro.

@borjateran

Y ADEMÁS…

> Lo que debe aprender TVE de su propia historia

5 prejuicios sobre TVE que debemos derribar para tener una televisión pública mejor

50 años de los Estudios de Prado del Rey (infografía)

4 programas de entrevistas para entender la TVE de los 80

Buscador

Suscríbete a este Blog

Borja Terán, editor

"Soy licenciado en periodismo y he trabajado como redactor, como ayudante de realización y también desarrollando contenidos en diferentes soportes (televisión, radio e Internet). Con la mirada siempre puesta en la creación, el estudio de los viejos y nuevos escenarios audiovisuales y el desarrollo de nuevos formatos para contar historias. Porque me temo que en mi partida de nacimiento ya constaba mi curiosidad infinita por los entresijos del mundo mediático.

Esa curiosidad será el cimiento de este blog dedicado a la televisión que nos toca vivir, sin dejar de recordar la del pasado y permitiéndonos soñar con la del futuro."
Julio 2017
L M X J V S D
« Jun    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31  

TeleDiaria en Twitter