Saltar al contenido

« ver todos los blogs

¿Qué pasa en China? Muy sencillo: que los chinos tienen mucho miedo

24 agosto 2015 - 19:46 - Autor:

Con 1.300 millones de habitantes, la segunda economía del planeta está enviando señales que hacen temblar a todos. ¿Qué pasa?

Estos son los problemas (gigantescos) que atraviesa China, según un informe elaborado por McKinsey y que ya preveía todo esto en diciembre de 2014. Se pueden imaginar el impacto que puede tener en el mundo si no se solucionan.

Los salarios suben: ¿hasta cuándo? Con una economía creciendo anualmente a dos dígitos, los salarios no iban a ir a la zaga. También crecían pero eso significaba que los productos chinos no serían tan competitivos al pasar los años. Ya se nota porque hay productos que se dejan de hacer en China porque se encargan a Bangladesh o Kenya.

El estado ya no provee todo. Los solicitantes del empleo chinos siempre tenían la esperanza de trabajar para el estado. A medida que las obras públicas se ralentizan y que el estado no tiene tanta actividad, el chollo de ser funcionario tampoco existe. Pero en el sector privado tampoco hay grandes oportunidades (por la caída de la demanda).

La amenaza de las nuevas tecnologías. Desde ahorrarse azafatas de tierra en la facturación de billetes, a mano de obra en grandes fábricas, la tecnología ha irrumpido en las empresas chinas y está afectando a los empleados poco cualificados que en China se miden en decenas de millones.  Ciudades enteras que vivían de colmenas de trabajadores están empezando a vaciarse.

Frustración de los estudiantes. No solo la situación es mala para los que no tienen muchas habilidades sino para los estudiantes que habían puesto su esperanza en trabajar en importantes compañías con grandes puestos. Se tienen que conformar con salarios que crecen poco en puestos que no dan muchas oportunidades.

Devaluación. Para compensarlo, el gobierno ha devaluado el yuan, lo cual a su vez empobrece a los chinos a escala mundial. Tienen menos poder adquisitivo. Pero en el mundo se ha visto como un signo de debilidad. La bolsa china al final ha acabado cayendo con estrépito, y ha contagiado su enfermedad a las bolsas del mundo.

El impacto en el consumo. Todo lo anterior ha tenido un enorme impacto en el consumo interno, al cual se fiaba el 50% del crecimiento chino en los últimos años. Los chinos tienen miedo. El futuro es incierto. Ya no consumen porque o no tienen tanto dinero, o no ven progresar sus salarios o ni siquiera tienen salarios. Endeudarse para comprar coches o casas no tienen sentido, así como gastar a lo loco. Muchos se habían dedicado a la bolsa pero como no tienen experiencia, acaban perdiendo el dinero, como ha pasado recientemente. Eso está afectando seriamente a la economía. Es el factor miedo.

El problema es que estamos hablando de la segunda economía del planeta. Los países que exporten mucho a China o cuya economía esté basada en  materias primas, lo van a  pasar mal. Es el caso de Brasil y de Venezuela ya se ha notado.

Si a alguien le interesa el informe de McKinsey, que pinche aquí.

 

Carlos Salas

El físico Stephen Hawking dice que todo se puede explicar con palabras y con dibujos. La economía también. Por eso me he empeñado en explicar la economía para todo el mundo con descripciones visuales: perfiles que parecen fotos, reportajes que parecen películas… Llevo más de 25 años en la prensa económica y creo que cada vez hay más interés en la economía. He pasado por Actualidad Económica, El Mundo, Capital, El Economista y Metro, y en todos esos medios he tratado de acercarme al lector de una forma amena, convirtiendo lo incomprensible en digerible, a veces con humor.

Páginas