Saltar al contenido

« ver todos los blogs

Albert Rivera, de señor ‘oportunista’ al ‘más listo’ de la clase política

29 agosto 2016 - 9:10 - Autor:

 

En los últimos nueve meses, Albert Rivera ha pasado de ser un ‘oportunista’ al chico más listo de la clase política.

Su partido, Ciudadanos,  es el cuarto partido más votado. El cuarto, repito. Pero es el partido que está figurando en todos los pactos porque el resto no logra la mayoría y lo necesita para pactar.

Primero le criticaron por ser un oportunista y aliarse con el PSOE. Pactaron 140 medidas de todo tipo. Pero al final eso no fue suficiente para que el PSOE lograse la mayoría en el Congreso, y convocamos nuevas elecciones.

Tras esas elecciones, nadie obtuvo la mayoría. ¿Y quién estuvo dispuesto a pactar? Rivera.

Ahora ha pactado 150 medidas con el PP. Pero 100 de esas medidas ya se habían pactado con el PSOE.

Jugada magistral. ¿Qué quiere decir eso? Que si no hay investidura, y nos encaminamos a terceras elecciones generales, el peso de la culpa recaerá en el PSOE.

Es más, como Ciudadanos y el PP han pactado medidas anticorrupción, y medidas sociales, da la impresión de que Rivera ha obligado al PP a castigar la corrupción y a aprobar medidas sociales. Los buenos, Ciudadanos. Los malos, el PP.

Nadie puede aventurar lo que va a pasar en esas hipotéticas terceras elecciones. Pero ya están circulando encuestas que hablan de una subida de Ciudadanos y del PP, y de una caída del PSOE, mientras que Podemos podría subir una décimas.

 

 

Carlos Salas

El físico Stephen Hawking dice que todo se puede explicar con palabras y con dibujos. La economía también. Por eso me he empeñado en explicar la economía para todo el mundo con descripciones visuales: perfiles que parecen fotos, reportajes que parecen películas… Llevo más de 25 años en la prensa económica y creo que cada vez hay más interés en la economía. He pasado por Actualidad Económica, El Mundo, Capital, El Economista y Metro, y en todos esos medios he tratado de acercarme al lector de una forma amena, convirtiendo lo incomprensible en digerible, a veces con humor.

Páginas