Saltar al contenido

« ver todos los blogs

Venezuela se encuentra al borde de un momento decisivo de su historia

30 agosto 2016 - 0:26 - Autor:

 

El próximo 1 de septiembre miles de venezolanos saldrán a la calle a exigir un derecho elemental: votar.

Se trata de un referéndum. Los venezolanos quieren decidir si el presidente Nicolás Maduro debe seguir al frente del país.

Las elecciones presidenciales en realidad deberían realizarse dentro de tres años, en 2019. Pero según la Constitución se puede echar al presidente a mitad de mandato.

Como Maduro fue elegido presidente (por los pelos) en 2013, el referéndum para revocarle debería tener lugar este año.

Ya Hugo Chávez se sometió a ese referéndum anteriormente y ganó. Nada que discutir. Ahora, correspondería a los venezolanos votar de nuevo pero el presidente Maduro quiere impedirlo.

En primer lugar, Maduro y los chavistas han puesto toda clase de obstáculos para iniciar el primer paso. Se necesitaban unas 190.000 firmas para solicitar el referéndum revocatorio. Millones de venezolanos se movilizaron. Ocho de cada diez firmas fueron invalidadas por el Consejo Nacional Electoral (en manos de chavistas), sin dar más pruebas que sus ganas de invalidarlas.

Aun así, era tal la cantidad de firmas que se sobrepasaron los mínimos. Ahora tendría que realizarse el segundo paso que es recoger el 20% de las firmas de los ciudadanos con derecho a voto, cosa que se podría conseguir sin problemas.

Y aquí es donde el abuso de Maduro y los chavistas ha sobrepasado los límites: sencillamente el presidente y su gobierno han dicho que no les da la gana que se celebre. Se han saltado a la torera la propia constitución aprobada por el pueblo.

Si no tiene lugar ese referéndum este año, podría tener lugar el año que viene. Pero hay un problema: según la Constitución, al cuarto año de mandato, si el presidente es revocado, no se celebran elecciones presidenciales sino que toma su puesto el vicepresidente. Con lo cual un presidente chavista seguiría en el poder hasta 2019.

En cualquier diccionario de política, lo que está haciendo Maduro y sus secuaces tiene un nombre: dictadura.

Pero dictadura de la peor calaña. Porque mientras tanto, los venezolanos están pasando cada vez más dificultades. Le asesinan por las calles. No tienen alimentos, no tienen medicinas, y, como decía el video de una pequeña niña de un barrio humilde, no tienen ni para lavarse el pelo con jabón.

Como están hartos de la situación, los venezolanos quieren salir a la calle este 1 de septiembre en una manifestación masiva para exigir el referéndum. No va a ser fácil. Se han movilizado 15.000 policías y soldados, que tratarán de bloquear la manifestación por la fuerza.

El mayor éxito que puede conseguir esta convocatoria es que los medios de comunicación de todo el mundo den cuenta de lo que está pasando. Y lo que está pasando solo tiene un culpable: Nicolás Maduro. Es hora de echarlo y de juzgarlo por crímenes contra el pueblo.

Carlos Salas

El físico Stephen Hawking dice que todo se puede explicar con palabras y con dibujos. La economía también. Por eso me he empeñado en explicar la economía para todo el mundo con descripciones visuales: perfiles que parecen fotos, reportajes que parecen películas… Llevo más de 25 años en la prensa económica y creo que cada vez hay más interés en la economía. He pasado por Actualidad Económica, El Mundo, Capital, El Economista y Metro, y en todos esos medios he tratado de acercarme al lector de una forma amena, convirtiendo lo incomprensible en digerible, a veces con humor.

Páginas