Saltar al contenido

« ver todos los blogs

Corea del Norte, el país con 34 ministros y un Líder Supremo casi celestial

16 abril 2017 - 20:29 - Autor:

Hay países exóticos, países peligrosos y países que son exóticos y peligrosos a la vez. Corea del Norte es uno de ellos.

Se le considera el país más hermético del mundo, con un régimen dictatorial que parece del siglo II después de Cristo, una monarquía comunista donde al jefe de estado se le lama Líder Supremo y que pertenece a una saga familiar que ha sido santificada a tal nivel, que se les conceden poderes casi celestiales.

No existe libertad de prensa. No se puede entrar y salir libremente de país, detalle que ya dice casi todo de un país, regido por una extraordinaria cifra de ministros, 34, siete viceprimeros ministros, un presidente de gobierno y un Líder Supremo en mayúsculas, porque, como hemos dicho antes, se le venera como al propio Buda.

Corea del Norte es desconcertante porque por un lado no ha sabido levantar una economía eficiente, pero por otro, tiene un poder militar que asusta. Tanto poder que hasta amenaza directamente con usar armas nucleares contra sus enemigos, especialmente contra Estados Unidos.

En el reciente desfile –tiene más de un millón de soldados–, mostró por primera vez sus misiles balísticos intercontinentales, así como misiles submarinos y de rango medio. Además, Corea del Norte ya ha hecho ensayos nucleares, y ahora podría miniaturizar y colocar ojivas nucleares en sus misiles, y lanzarlas a diestro y siniestro. Se estima que en 2026 ya podría lanzar misiles balísticos intercontinentales con ojivas nucleares, capaces de llegar a Hollywood en cuestión de horas.

Ese es el gran riesgo que quiere evitar EEUU, y por supuesto, sus vecinos, Corea del Sur y Japón.

La economía de Corea del Norte es realmente tétrica. Si comparamos Corea del Norte con la del Sur, las diferencias son un disparate.

-La renta per capita del Norte es de 1.200 dólares al año por persona. En el Sur es de 26.000 dólares.

-Las exportaciones  del Norte fue de 4.300 millones de dólares. El del Sur, 613.000 millones de dólares.

-En el Norte hay 2,4 millones de suscripciones a líneas móviles. En el Sur, 54,7 millones.

-El PIB del Norte es de 17.100 millones de dólares. El del Sur es de 1,4 billones de dólares.

Vayamos ahora con las relaciones con España.

Lo que más sorprende es que mantenemos un déficit comercial con Corea del Norte. Según los datos del Ministerio de Exteriores basados en la secretaría de Estado de Comercio (pinchar aquí), los norcoreanos nos exportaron productos por valor de casi millón y medio de euros en 2015, y nosotros solo les vendimos el equivalente a 250.000 de euros. Es decir, tenemos un déficit con ellos de poco más de un millón de euros. Es poca cosa, la verdad, pero es un dato sorprendente.

Este es el cuadro de cosas que nos venden los norcoreanos a España en grandes capítulos:

La relación de España con Corea del Norte ha sido muy reciente. Abrimos relaciones diplomáticas en 2001 y desde 2006 las canalizamos a través de nuestra embajada en Corea del Sur. Ellos abrieron una embajada en Madrid apenas hace cuatro años, en 2013.

Junto con nuestros socios de la UE, hemos condenado las pruebas nucleares y la escalada armamentística. En estos momento, Corea del Norte es una de las mayores amenazas geopolíticas mundiales. Encima, al régimen de Kim Jong-un le encanta aparecer así de amenazante a escala internacional, y refuerza su imagen dentro del país.

Y lo peor es que puede cumplir sus amenazas y convertir este planeta en un holocausto nuclear.

Carlos Salas

El físico Stephen Hawking dice que todo se puede explicar con palabras y con dibujos. La economía también. Por eso me he empeñado en explicar la economía para todo el mundo con descripciones visuales: perfiles que parecen fotos, reportajes que parecen películas… Llevo más de 25 años en la prensa económica y creo que cada vez hay más interés en la economía. He pasado por Actualidad Económica, El Mundo, Capital, El Economista y Metro, y en todos esos medios he tratado de acercarme al lector de una forma amena, convirtiendo lo incomprensible en digerible, a veces con humor.

Páginas