Saltar al contenido

« ver todos los blogs

Estos dos videos explican cómo y cuándo empezó empezó la crisis financiera

11 Julio 2017 - 0:48 - Autor:

Hace diez años, por estas fechas, el honorable banco de inversiones norteamericano Bear Stearns reconoció que dos de sus fondos de inversión estaban plagados de hipotecas basura.

Uno se llamaba Bear Stearns High-Grade Structured Credit Fund. Y el otro, Bear Stearns High-Grade Structured Credit Enhanced Leveraged Fund. Unos nombres tan largos, pretenciosos y técnicos, que dos humoristas ingleses los tomaron como ejemplo para crear una de las parodias más divertidas de la televisión, la cual se hizo muy popular en internet (ver video).

Bear Stearns necesitaba 3.200 millones de dólares para cubrir su agujero pero no tenía dinero. O llegaba la ayuda de otros bancos, o del gobierno de Bush, o se iría a la bancarrota, lo que técnicamente se conoce en ese país con un nombre tan televisivo como “Chapter 11”.

Al mes siguiente, Bear Stearns reconoció que el valor de sus dos fondos contaminados de CDO e hipotecas basura no valían nada. Ese fue el principio de una de las mayores crisis financieras de la historia (la mayor desde 1929).

¿Y qué era un CDO?

Los CDO fueron explicados en la película The Big Short con un ejemplo visual: una construcción de piezas de madera, cada una de las cuales representaban riesgos. AAA: poco riesgo, poca rentabilidad. BBB: mucho riesgo mucha rentabilidad. Pero los CDO mezclaban todos los riegos y rentabilidad de una forma que solo un financiero puede imaginar.

Pero hubo algo más maquiavélico. Para protegerse de su quiebra y ganar dinero, se podía invertir en unos seguros por los cuales, quien comprase un producto financiero y quisiera evitar los riesgos, abonaba una prima que actuaba como las primas de seguro contra accidentes de coche. Si hay un accidente, el coste lo paga la compañía de seguros. Se llamaban credit default swap (CDS).

En este caso, si la institución que emite el producto financiero (un bono, por ejemplo) se declaraba en quiebra y no podía pagar, entonces que me pague el asegurador.

Los CDO, los CDS y las hipotecas basuras inundaron el mundo financiero occidental. Entonces, como muestra el video de arriba, las piezas de abajo comenzaron a caer porque alguien en Alabama dejó de pagar su casa. Eso precipitó el caos. Tardó un año en precipitarse, porque no fue hasta el 14 de septiembre de 2008 cuando notamos su impacto, al hundirse la bolsa de Nueva York. Pero sus consecuencias fueron no solo financieras, sino políticas y sociales.

Algún día se escribirá un libro sobre esas consecuencias, más allá de lo que podemos imaginar.

Carlos Salas

El físico Stephen Hawking dice que todo se puede explicar con palabras y con dibujos. La economía también. Por eso me he empeñado en explicar la economía para todo el mundo con descripciones visuales: perfiles que parecen fotos, reportajes que parecen películas… Llevo más de 25 años en la prensa económica y creo que cada vez hay más interés en la economía. He pasado por Actualidad Económica, El Mundo, Capital, El Economista y Metro, y en todos esos medios he tratado de acercarme al lector de una forma amena, convirtiendo lo incomprensible en digerible, a veces con humor.

Páginas