Saltar al contenido

« ver todos los blogs

Localizan al ideólogo que instiga los ataques contra el turismo de masas

7 Agosto 2017 - 19:37 - Autor:

De la noche a la mañana, el turismo de masas se ha convertido en noticia porque grupos radicales ya no se contentan con criticarlo sino que ahora realizan acciones violentas: pinchan ruedas de bicicletas de alquiler, tapan con silicona cerraduras de empresas turísticas y hacen pintadas que dicen: “Fuera turistas”.

No les gustan que masas de turistas invadan las calles y deterioren la vida de la ciudad. Ni cruceros, ni alquileres de bicicletas, ni apartamentos turísticos, ni airbnb… Ese turismo es el nuevo enemigo del pueblo.

Hace poco se ha podido localizar al ideólogo que está detrás de los ataques. En un panfleto, escribió esto:

Las ciudades están llenas de gente. Las casas, llenas de inquilinos. Los hoteles, llenos de huéspedes. Los trenes, llenos de viajeros. Los cafés, llenos de consumidores. Los paseos, llenos de transeúntes. Las salas de los médicos famosos, llenas de enfermos. Los espectáculos, como no sean muy extemporáneos, llenos de espectadores. Las playas, llenas de bañistas. Lo que antes no solía ser problema empieza a serlo casi de continuo: encontrar sitio.

El párrafo anterior lo he sacado de La rebelión de las masas, el libro más impactante del pensador liberal-conservador español José Ortega y Gasset. Lo escribió en 1930, es decir, hace 87 años. ¿Cómo es que no lo vimos venir? 

El filósofo analizaba la cuestión a fondo.  ¿Qué está pasando ahora que no pasaba antes?

El teatro tiene sus localidades para que se ocupen; por lo tanto, para que la sala esté llena. Y lo mismo los asientos del ferrocarril, y sus cuartos el hotel. Sí; no tiene duda. Pero el hecho es que antes ninguno de estos establecimientos y vehículos solían estar llenos, y ahora rebosan, queda fuera gente afanosa de usufructuarlos. Aunque el hecho sea lógico, natural, no puede desconocerse que antes no acontecía y ahora sí; por lo tanto, que ha habido un cambio, una innovación, la cual justifica, por lo menos en el primer momento, nuestra sorpresa. 

La sorpresa no es que la gente llegara, sino que la gente desbordaba todo. Y eso era porque habíamos entrado en la era de las masas. ¿Cómo era el hombre masa?

Masa es todo aquel que no se valora a sí mismo —en bien o en mal— por razones especiales, sino que se siente “como todo el mundo” y, sin embargo, no se angustia, al sentirse idéntico a los demás.

Las masas asediaban y desplazaban de la vida política, social y económica a la minoría selecta. Ese era el problema de nuestra época, según Ortega. El hombre-masa contra el hombre refinado e inteligente.

Lo que nunca imaginaría Ortega es que un grupo radical, de izquierdas, proletario y antielitista, sea el que ahora esté protestando contra la cultura de las masas.

Como diría Ortega con sus latinazgos: Nec nostri saeculi est. Es el espíritu de nuestros tiempos. 

España bate récord de visitas… y se dirige hacia el turismo insostenible

1 Agosto 2017 - 19:49 - Autor:

Este año ha pasado una cosa en Ribadesella. Los propietarios de las canoas que recorren el río Sella, y que alquilan a los turistas, están enfadados porque hay demasiadas canoas. Lo normal son 1.800 canoas. Ahora hay más de 3.500 embarcaciones navegando cada día, con lo cual aquello más que turismo fluvial, parece el desembarco de Normandía.

Cada vez hay más visitantes que se dirigen hacia Asturias, y ya se notan esos signos de turismo masivo que preocupan a los grandes centros turísticos de Europa como Venecia o incluso Barcelona.

Por ejemplo, en Salinas, una pequeña localidad costera de Asturias, se ha convertido de la noche a la mañana en una de las playas donde se celebra el Campeonato Mundial de Longboard (un tipo de surf). Pues bien, tras cuatro días de fiesta, la villa sufrió los mismos estragos que un concierto: gente orinando en la calle, defecando en los portales de los edificios, papeles, vasos y botellas por doquier, y el césped literalmente quemado.

El turismo de masas degrada a las ciudades. Y España es uno de los países que más lo está sufriendo, puesto que cada año bate el récord de entradas de turistas. Solo en el primer semestre de 2017 han entrado un 11,6% más que en el primer semestre del año pasado: 36,5 millones en seis meses. Más turistas, más degradación.

Ese es uno de los grandes desafíos de este siglo, en el cual está aumentando el número de personas con poder adquisitivo. Si se añade a eso los precios de los paquetes turísticos y, además, los alquileres por internet, se obtiene el cóctel que está convirtiendo los polos turísticos nacionales en vertederos.

Los alcaldes tienen en su mano el poder de detener esta degradación, incluso a costa de sacrificar la riqueza. Los hoteleros y los restauradores quieren habitaciones llenas y mesas llenas. Eso trae riqueza y puestos de trabajo, sin duda. Pero hay que encontrar el justo medio para que se cree trabajo y riqueza, sin entregar las ciudades turísticas a la erosión del visitante irracional con chancletas.

Turismo: por qué España es una superpotencia y seguirá siéndolo en el futuro

10 Abril 2017 - 22:37 - Autor:

 

Cerca de un pequeño pueblo de La Rioja llamado Nájera hay una nueva autopista que lo conecta en 15 minutos con Logroño. También a 15 minutos está otra autopista que lo conecta con el País Vasco o con Burgos. En el pueblo hay un complejo deportivo y otro con piscina cubierta, ambos municipales. Y por supuesto, en los bares se ofrecen pinchos y vino de Rioja por un par de euros.

El pueblo tiene un monasterio de casi mil años –Santa María la Real–, donde están enterrados los primeros reyes de Nájera-Navarra. Hay 30 sepulcros con reyes navarros y castellanos. Y ahora se está desenterrando la vieja muralla árabe –la ciudadela–, que puede traer sorpresas.

La ciudad de Nájera (considerada así por su emplazamiento y su nobleza), está en el Camino de Santiago de modo que cada año es tierra de paso de peregrinos de todo el mundo.

Esta misma estampa que acabo de describir se puede encontrar en muchos pueblos de esta país, razón por la cual el Foro Económico de Davos ha calificado a España como el primer país del mundo en competitividad turística.

Para llevar a cabo esta clasificación se tienen en cuenta las infraestructuras (puertos y aeropuertos), las comunicaciones (autopistas, autovías, etc), los monumentos históricos, o aquellos que son Patrimonio de la Humanidad (Camino de Santiago), así como la oferta y la calidad hotelera, la oferta de museos y la seguridad.

Desde el punto de vista turístico, España es la tercera potencia mundial, con más de 70 millones de visitantes anuales. Ya no solo es sol y playa, como se ha venido vendiendo durante años, sino que ese sol y playa está comunicado por infraestructuras de primer nivel, con oferta gastronómica de primer nivel y con unos servicios turísticos de muchos años de experiencia.

Para ponerse a la altura de España, cualquier otro país necesitará invertir mucho dinero durante muchos años. Porque todo lo que he contado antes no se alcanza en un par de años, sino en muchas décadas. Y más recientemente, cuando nos pusimos a construir como locos autopistas, radiales, aeropuertos y rotondas, nos pasamos de rosca… en algunos casos. Pero aunque les cueste creerlos, por lo menos las construimos.

Eso ha mantenido y mejorado una industria que mueve más del 10% del PIB de este país. Cada temporada de vacaciones se generan decenas de miles de empleos. En muchos casos, seis meses de trabajo dan para aguantar otros seis meses en paro. Es un trabajo duro, pues para que otros se divierten, muchos tienen que sufrir y currar.

Pero afortunadamente, todavía sigue siendo una de las grandes máquinas de empleo y de riqueza de este país y seguirá siéndolo por muchos años.

(La foto de arriba no es de Nájera, por supuesto, sino de la costa de Málaga).

 

Los cruceros entran en Cuba porque es más segura que Venezuela

4 Mayo 2016 - 18:20 - Autor:

“Desembarca durante unas horas y prepárate para descubrir el verdadero origen del ron y los puros cubanos, dos artículos de lujo que han hecho famosa la isla en el mundo entero”.

Así describe la compañía de cruceros MSC la atractiva ruta de sus cruceros por el Caribe. Una de las paradas es La Habana.  Llevan años haciendo esto. Hace pocos días atracó en el puerto de La Habana el primer crucero proveniente de Estados Unidos. Ha sido un acontecimiento mundial.

¿Conocen muchos cruceros que se detengan en Venezuela? Los hay pero los pasajeros prefieren permanecer en el barco. Apenas bajan. Y desde luego, no les apetece nada que les den una vuelta por Caracas, una de las ciudades más peligrosas del mundo. De hecho, Venezuela ahora es el país con más crímenes del mundo. El año pasado casi 28.000 asesinatos. Y en el primer trimestre de este año ha batido nueva récords con lo cual este año de 2016 puede ser incluso más violento que el año pasado.

Los cruceros entran en Cuba y los turistas se lo pasan bien en la isla comunista porque es más segura que Venezuela. Gran paradoja. Los dirigentes venezolanos han copiado todo de Cuba excepto su seguridad. ¿Por qué no empezaron por la seguridad? ¿Por qué no imitaron sus ganchos turísticos?

Cuba recibió 2,9 millones de turistas en 2014, según la Organización Mundial de Turismo (pinchen aquí para leer el informe). Cuba recibe más que Venezuela a pesar de que Venezuela tiene muchos más atractivos turísticos que Cuba.

A sus miles de kilómetros de costas caribeñas (la costa más larga del Caribe), Venezuela añade el salto de agua más alto del mundo, el trozo de tierra más antiguo del planeta geológicamente hablando, montañas con nieves perpetuas, selvas, sabanas, extrañas formaciones montañosas como los tepuys, llanos, dunas, y un atolón llamado Los Roques que está considerado una de las playas más hermosas del planeta.

Pero el turismo a Venezuela ya ha sido apartado del catálogo de las grandes agencias porque no se puede garantizar ni la vida de los turistas. Los hoteles sufren cortes de luz y piden a sus clientes que lleven su papel higiénico. Y sobre la inseguridad, hace poco toda Venezuela quedó conmocionada porque un egipcio fue asesinado apenas salía del aeropuerto. Le atracaron.

¿Todavía dudan de que los turistas no quieran ir? La verdad es que hay un tipo de turista que sí está interesado en visitar Venezuela. Es el turista político o social. Quiere comprobar con sus ojos ‘la realidad venezolana’. Huye de los circuitos típicos y se adentra en los barrios y en los sitios donde la ‘revolución bolivariana’ ha sido más intensa.

Hoy ese turista se da cuenta de que donde más se asesina gente, donde hay menos seguridad, donde se pasa más hambre, es en los barrios pobres. Precisamente lo que el chavismo decía querer erradicar es ahora peor.

(Según la OMT, no hay datos de turismo en Venezuela en 2014. Los anteriores, de 2013, hablan de más de 900.000 turistas. Muchos expertos ponen en dudas las cifras oficiales aportadas por el gobierno de Venezuela).

Vale, somos una potencia turística pero, ¿qué ha empeorado en 50 años?

2 Julio 2014 - 20:40 - Autor:

Somos la segunda potencia mundial con 61 millones de visitantes extranjeros en 2013. Solo tenemos por delante a Francia. ¿Cómo era la situación hace 50 años?

continuar leyendo

Conozcan a otro español olvidado que fundó la industria más potente del país

2 Mayo 2014 - 23:26 - Autor:

Este año se conmemora con gran pompa el cuarto centenario de la muerte de El Greco. Y este año, el turismo está batiendo récords de visitas: España es la tercera potencia turística mundial.

¿Qué cosas en común tienen estos dos hechos?

continuar leyendo

Cinco cosas que aplaudo del sector turístico en España y cinco que… ejem, ejem

15 Abril 2014 - 22:30 - Autor:

España es el tercer país más turístico del mundo.  Cada año atrae a 60,6 millones de turistas. Al paso que vamos, este año vamos a tener otro récord y acercarnos al segundo, EEUU, con 71 millones de visitas al año. El primero es Francia, con 89 millones

He aquí la lista de cosas que la industria turística española hace muy bien, y otra lista de cosas en las que ‘necesita mejorar’.

continuar leyendo

Carlos Salas

El físico Stephen Hawking dice que todo se puede explicar con palabras y con dibujos. La economía también. Por eso me he empeñado en explicar la economía para todo el mundo con descripciones visuales: perfiles que parecen fotos, reportajes que parecen películas… Llevo más de 25 años en la prensa económica y creo que cada vez hay más interés en la economía. He pasado por Actualidad Económica, El Mundo, Capital, El Economista y Metro, y en todos esos medios he tratado de acercarme al lector de una forma amena, convirtiendo lo incomprensible en digerible, a veces con humor.

Páginas