Saltar al contenido

« ver todos los blogs

Derechos deportivos: ¿una trampa económica para las cadenas?

25 agosto 2014 - 6:00 - Autor:

El fútbol, la Fórmula 1, las motos, el tenis… Todas las cadenas se disputan los derechos deportivos. A veces, incluso hipotecan el resto de la programación para poder adquirir la competición de turno. Lo hacen sabiendo que el deporte no es el mejor aliado para atraer a un público fiel que se identifique con el canal. Y se quede enganchado al resto de programas de la emisora.

Porque los deportes no fidelizan espectadores (factor clave para que una televisión goce de buena salud). De poco sirve tener un 36,4 por ciento de share durante el ratito de una millonaria retransmisión, si al terminar la Fórmula 1 el público huye y la media mensual se queda estancada, como sucedió en los inicios de La Sexta.

De ahí que en el lanzamiento de Cuatro se optará por evitar los eventos deportivos para, así, construir una imagen de cadena más fuerte y rentable: con un público fiel que no necesitaba la dosis de la costosa competición.

Sin embargo, las grandes compañías televisivas siguen disputándose los acontecimientos deportivos. Los necesitan. No pueden vivir sin ellos. ¿Por qué si pueden terminar convirtiéndose en una ruina económica para la emisora? Por cuatro claves fundamentales:

1. AUDIENCIA. Aunque no logren público fiel, sí elevan su media total mensual de espectadores, con la que se vende la publicidad. Y, además, debilitan el share de su canal competidor directo.

2. IMAGEN. Los deportes completan su oferta de contenidos y potencia la marca del canal como fuerte cadena generalista que tiene de todo y para todos, y que invierte dinero en que el espectador no tenga que pagar por su competición favorita.

3. PUBLICIDAD. Con las grandes competiciones se atrae a anunciantes que no suelen comprar espacios publicitarios en la parrilla diaria del canal pero que sí invierten con fuerza en la Fórmula 1 o Moto Gp, por ejemplo.

4. EL RIVAL. La máxima de los directivos televisivos es ‘mejor tenerlo yo, a que lo tenga la competencia’. La estrategia del mal menor que obliga un gran desembolso económico pero que se puede ajustar gracias al equilibrio de la rentabilidad de toda la programación de la emisora.

Y ADEMÁS…

La dificultad de La Sexta

Así ha sufrido la rana Gustavo el reto del cubo de agua helada (VÍDEOS)

24 agosto 2014 - 11:13 - Autor:

El reto del agua helada es imparable. Cada día, decenas de nuevos famosos son nominados. Incluso la rana Gustavo ha participado en este juego viral para ayudar a los enfermos de ELA. El mítico muñeco de Barrio Sésamo nominó a Tina Fey, Ricky Gervais y Ty Burrell antes de sufrir en su propia ‘gomaespuma’ los efectos colaterales del chapuzón. Estaba completamente desnudo, como casi siempre.

Días después de grabar el reto, la rana Gustavo aún debe estar en proceso de secado. Eso sí, por suerte, su cubo de agua no tuvo percances como los del siguiente vídeo. Porque no todos los ‘Ice bucket challenge’ salieron a la primera…

http://www.youtube.com/watch?v=zr2Z80bed0s

> El vídeo que da una lección a los que sólo se lanzan el cubo de fría agua

NÚMERO DE CUENTA ASOCIACIÓN AdELA

ES09 – 2038 – 1923 – 156200003135

Y ADEMÁS…

Robin Williams: sus inolvidables cameos en ‘Barrio Sésamo’ (vídeos)

El día que ‘Barrio Sésamo’ tuvo que explicar la muerte a los niños de Estados Unidos (vídeo)

Espinete cumple 30 años

Los homenajes más emocionantes de la televisión norteamericana a Robin Willians (VÍDEOS)

23 agosto 2014 - 11:45 - Autor:

La muerte de Robin Willians ha conmocionado al mundo. Los norteamericanos, que crecieron con su carismática y cercana personalidad, sufrieron un zarpazo colectivo el día que falleció. Este lunes, Billy Crystal rendirá tributo al actor en los premios Emmy. Es uno de los momentos más esperados de estos Oscar de la televisión norteamericana. Una pequeña pantalla que no cesa en recordar a Willians. Letterman, Fallon, Conan O’Brien… Los grandes presentadores han realizado emocionantes homenajes en sus programas. Lo han hecho desempolvando valiosos momentos de archivo del que fue un habitual de sus shows. Shows en donde Robin Willians siempre fue Robin Williams. Y es que era brillante jugando con el entrevistado, el plató y el público con el objetivo de sacar la carcajada cómplice del espectador.

Jimmy Fallon es el actual presentador del mítico Tonight Show, el late por excelencia de la tele mundial. El cómico se emocionó en el aire y recuperó uno de los más icónicos momentos del actor en la NBC, cuando estuvo en su mismo programa pero en los tiempos en los que el maestro de ceremonias era el legendario Johnny Carson. Uno de los comunicadores más recordados de Estados Unidos. Carson reinventó la fórmula de las entrevistas en la pequeña pantalla, incorporando humor e imprevisibles dosis de espectáculo televisivo. Y, un día, Robin Willians le desmontó el estudio:

Legítimo heredero del querido Johnny Carson, Letterman se jubila el próximo año. Lleva tres décadas realizando su late show diario. Primero en NBC, después desde el Estudio 50 de la CBS en pleno Broadway, en el Teatro Ed Sullivan. En todo este tiempo, Williams acudió decenas de veces de visita. David Letterman, como homenaje, recuperó anécdotas, mostró un conmovedor vídeo recopilatorio con entrañables apariciones del actor en su show, donde se revela su evolución personal, y enseñó una foto analógica con un significado muy especial:

http://www.youtube.com/watch?v=4bVgilYncao

Conan O’Brien se enteró del fallecimiento del actor durante la grabación de su programa en la TBS. Lo comunicó a la audiencia en pleno rodaje. En ese instante, un desolador murmullo inundó el plató.

Un día más tarde, O’Brien también tuvo tiempo para recordar más sosegadamente algunas de sus entrevistas a Willians y lo que significó para todos:

Y ADEMÁS…

Robin Williams: sus inolvidables cameos en ‘Barrio Sésamo’ (vídeos)

David Letterman, el récord de triunfar 30 años con un late show

Así aprende Jimmy Fallon de Johnny Carson 

Netflix: la televisión del futuro desconfía de España

22 agosto 2014 - 8:20 - Autor:

Este lunes, la televisión norteamericana se disputa sus premios Emmy como cada año. Juego de tronos, Breaking Bad, Mad Men o True detective están en la pugna por unos galardones en los que por primera vez destaca la ausencia de Homeland y en cuyas nominaciones brillan también dos particulares producciones: House of cards en drama y Orange is the new black en comedia.

¿Por qué son particulares? Porque no han sido estrenadas en una cadena de televisión de forma tradicional. House of cards y Orange is the new black son productos de Netflix, la innovadora plataforma de contenidos bajo demanda online en USA, que está resultando todo un fenómeno también en producción de contenidos de ficción propios.

Netflix pone a disposición del espectador, a sólo un clic, cine, espacios televisivos y series de producción propia sin horarios y sin esperas. De hecho, cuando estrena sus series, cuelga todos los capítulos de la temporada de golpe, el mismo día: el espectador decide cuándo y cómo los quiere ver. Se autoprograma su contenido, sin esperas. Y paga por ese privilegio. Es el valor añadido de la compañía, que así está plantando cara a las cadenas convencionales. Y no ha hecho más que empezar.

En tiempo récord, Netflix se está convirtiendo en Estados Unidos en una reconocida factoría de ficciones. House of cards ya destacó en los Emmy del año pasado y este año vuelve a competir en una decena de categorías junto a la revelación de Orange is the new black, que es la favorita en los apartados de comedia.

A través de dispositivos como la PS3, Wii, Xbox, PC, Mac, tablets o una simple smart tv, se puede acceder a esta innovadora plataforma que se expande por el mundo pero que, de momento, no tiene demasiado claro si debe instalarse en España, un país con un sistema de distribución de derechos que se resiste a evolucionar y con una audiencia que no cuenta con tradición en la televisión de pago, ya que la población mayormente no entiende que hay que pagar para que los productos de ficción se sigan financiando. Busca la alternativa pirata.

De momento, sólo ha habido especulaciones. Se habla de la llegada de Netflix a nuestro país en 2015 pero la realidad pesa: España ha aparecido en los últimos años en “la lista negra” que Estados Unidos elabora con los países con los que no es recomendables hacer negocios relacionados con la propiedad intelectual. Y el hecho es que los datos recaudados por el VOD (vídeo bajo demanda) en España (con plataformas como Wuaki o Filmin) aún no son prometedores.

¿Se producirá un cambio progresivo? ¿Ayudará que la plataforma Netflix se instale aquí con su ventana abierta y fácil a contenidos de calidad o será un estrepitoso fracaso en nuestras tierras? En cualquier caso, lo más probable es que este domingo veamos a las dos series de Netflix hacerse con unas cuantas estatuillas, demostrando que el camino está trazado hacia nuevas formas de producción y consumo. Aunque España aún esté a la cola.

Y ADEMÁS…

Así está revolucionando Twitter el consumo televisivo

Youtube: una poderosa vía de promoción e ingresos que la TV en España aún no aprovecha

¿La audiencia de televisión se puede medir a través de Twitter?

Fenómeno #IceBucketChallenge: el vídeo que da una lección a los que sólo se lanzan el cubo de agua

1:51 - Autor:

El efecto masivo del denominado Ice Bucket Challenge, lanzamiento del cubo de agua con hielos para concienciar sobre la necesidad de investigar en la lucha contra la Esclerosis Lateral Amiotrófica (ELA), ha supuesto un nuevo fenómeno viral sin precedentes.

Políticos, cantantes, actores, presentadores, anónimos… todos se han sumado al reto. También los programas de entretenimiento de las televisiones a nivel internacional. Casi ningún show se ha quedado sin chapuzón con el que, de paso, subir el share. Del Tonight Show con Jimmy Fallon al Hable con Ellas en Telecinco. Aquí, además, la refrescante prueba ha llegado justo en el momento perfecto, con el calor de los últimos coletazos de agosto, y ha servido para llenar horas y horas en los medios. La causa lo merece: divulgar una enfermedad sin cura que necesita fortalecer su investigación.

Las redes sociales y los teléfonos de última generación han globalizado, con una inaudita rapidez, este tipo de ‘viralidad’ social. Es más fácil que nunca participar, es muy divertido ‘mojarse’ y, además, juegas junto a tus celebrities favoritas. Y todavía queda ‘agua fría’ para rato: la lista de famosos ‘nominados’ se presenta muy alargada. Hay una sobresaturación de cubos de agua.

Sin embargo, en nuestro país, se nos está pasando el fondo de la causa. A diferencia de Estados Unidos, donde se han multiplicado las donaciones por la lucha contra el ELA (con 23,7 millones de euros), en España no se ha notado un aumento de donativos.

De hecho, algunos programas no han llegado ni a explicar el motivo solidario del lanzamiento de cubo de agua. Aunque la mayoría de los formatos sí que han dedicado su tiempo a recordarlo y reivindicarlo. En esta línea, ya empiezan a surgir vídeos más críticos en la red, que buscan dar un vuelco a la broma para intentar concienciar al mundo sobre este tipo de enfermedades. Es el caso de Anthony Carbajal, diagnosticado a los 26 años,  ha dado una lección a través de Youtube. Lo que empieza como un excéntrico gag frívolo, termina enseñando una realidad social olvidada por las instituciones:

NÚMERO DE CUENTA: ES09 – 2038 – 1923 – 156200003135

Y ADEMÁS…

Así está revolucionando Twitter el consumo televisivo

Youtube: una poderosa vía de promoción e ingresos que la TV en España aún no aprovecha

¿La audiencia de televisión se puede medir a través de Twitter?

¡Photobomb! Así sorprenden Cameron Diaz y Jimmy Fallon a los turistas en Nueva York (vídeos)

 

‘Médico de Familia’, un éxito que sigue en emisión en Italia 15 años después de su final en España

21 agosto 2014 - 2:45 - Autor:

¿Cómo sería Médico de Familia si aún hoy continuara en emisión? Pues seguro que Nacho y Alicia habrían tenido varios hijos y estarían ahora divorciados, Chechu se encontraría en paro tras terminar la universidad, María ya sería becaria en un periódico (ah, no, que esto ya pasó en Periodistas), la Juani avisaría que el desayuno está listo mediante un grupo de Whatsapp y, por supuesto, Dani Rovira se habría incorporado al reparto como un primo andaluz lejano del que nadie tenía constancia hasta ahora.

Médico de familia fue un fenómeno social y supuso un impulso para la industrialización de nuestra factoría de ficción. En Italia compraron los derechos y realizaron en 1998 su propia versión de la consulta del Doctor Martín. Tanto fue el éxito que esta serie aún sigue en emisión, superando en capítulos a la original.

Un medico in famiglia lleva 16 años en la RAI, convirtiéndose en una de las series más longevas del país de la bota. Y ya prepara su nueva temporada. Aunque, a estas alturas del cuento, poco o nada se parece a la esencia de la serie española que se mantuvo en Telecinco hasta el 21 de diciembre de 1999.


 
Los responsables de la televisión italiana llevan años observando atentos las ficciones españolas. No sólo se ha versionado Médico de familia, también tuvieron su propio Cuéntame cómo pasó, Raccontami, han adaptado Pulseras Rojas, Braccialetti rossi, y cuentan con su taberna de Los Serrrano, I Cesaroni, que sigue en antena y está apunto de superar el número de episodios que tuvo la de Resines. Eso sí, esperemos que allí estén bien despiertos y al final no sea todo sea un sueño. Porque sería un sueño demasiado largo.

Pero no sólo compran las ideas para hacerlas suyas, también en Italia llevan años funcionando series españolas originales dobladas. Así sucede con El Secreto de Puente Viejo o Bandolera de Antena 3, que triunfan en audiencias en los canales de Mediaset Italia. Incluso se llevan a los propios actores españoles de promoción por los diferentes magazines de las cadenas de allí. Despiertan más pasiones que en casa, curiosamente. También los italianos siguieron con atención series como Un paso adelante y, ahora, se preparan para recibir Gran Hotel y Velvet, que se instalarán en la RAI.

Nuestras historias de época encajan a la perfección con el público de un país al que nos une más de lo que nos separa. Hagamos un trato: que ellos se queden con nuestras ficciones pero que nos devuelvan a Raffaella Carrá.

Y ADEMÁS…

Dos décadas de ‘Hola Raffaella’

‘El secreto de Puente Viejo’: sus trucos para enganchar tanto

5 razones por las que no podríamos hacer ‘Juego de Tronos’ en España

Así sería la mítica serie ‘Verano Azul’ si se hubiera rodado en 2013

¿Por qué las series y los programas empiezan y terminan tan tarde?

10 años del estreno de ‘Los Serrano’

 

El grave problema de TVE con la susceptibilidad de la audiencia

20 agosto 2014 - 7:07 - Autor:

La pérdida de credibilidad de los informativos de Televisión Española es evidente como factor social. Tras años de búsqueda de la pluralidad más objetiva en los ‘Telediarios’, la audiencia ya no entiende (y no acepta) que la corporación pública haya dado un paso atrás en este sentido. De la televisión que intentaba ser independiente a la televisión que quiere ser oficialista. De tomar el pulso a la calle a volver a los ‘noticiarios’ que viven en las ruedas de prensa.

Y ese problema de pérdida de confianza ciudadana se ha multiplicado hasta hacer mella en la población y salpicar al resto de la programación de TVE: sean series o formatos de entretenimiento. En esta línea, de fomentar una imagen de marca de televisión retrógrada, no ha ayudado contratar una gala a lo ‘noche de fiesta’ de José Luis Moreno, que ha resucitado fantasmas (ligeros de ropa) del pasado. Tampoco los debates sin debates con tertulianos monocolor, la telelimosna del ya desaparecido ‘Entre todos‘ de Toñi Moreno o Mariló Montero  defendiendo el Toro de la Vega, por ejemplo.

La cadena pública se mira con lupa. Como debe de ser. Pero, en estos momentos, la susceptibilidad es tanta que gana fuerza un prejuicio falso que favorece el descrédito del sentido fundamental de la televisión pública para un país como España. Las malas decisiones que se han tomado a raíz de cambios políticos, muchas veces en contra de lo que significa hacer televisión, han propiciado que se multiplique la indignación, la incredulidad y la desconfianza en TVE hasta el punto de que simples errores cotidianos sean tomados como conspiraciones maquiavélicas. ¿Estamos demasiado irascibles con Televisión Española? Motivos hay muchas veces, pero no las mayoría de las veces.

Así ha pasado esta última semana, cuando se levantó un huracán porque en las bases del nuevo concurso ¿Quién manda aquí? quedaban excluidas familias homosexuales y homoparentales. Rápidamente, se acusó de homofobia. Aunque, en realidad, no fue ninguna orden homofóbica desde las altas esferas. Simplemente el programa no se percató de este detalle. Como cualquier casting que se realiza en una serie, el concurso buscaba, para arrancar sus emisiones, a unos primeros perfiles que fueran reconocibles con su target inicial.  Sin discriminar a nadie. Pero esto tampoco se ha sabido explicar bien.

Lo mismo sucedió este lunes con un tuit que recordaba la muerte de García Lorca. “#TalDiaComoHoy nos dejaba Federico García Lorca“. “No nos dejó, lo asesinaron”. reprocharon los tuiteros indignados. Con razón. Fue un mal desliz. Pero la percepción social que existe contra TVE es tan demoledora que todo parece intencionado con maldad.

Y eso es un grave problema para la salud de la cadena, porque al final esta percepción social sólo conseguirá que no se entienda la importancia de la televisión pública. Una importancia como motor social, divulgativo y creativo que es difícil comprender para las nuevas generaciones, que no están conociendo la mejor TVE por estancadas gestiones políticas que, además, se olvidan constantemente de los más jóvenes. Pero no hay que dejarse llevar siempre por el prejuicio, porque en Televisión Española se hacen más cosas buenas que malas. Hay una legión de profesionales que entienden y conocen la televisión, que creen en las ideas y que están por encima de las trincheras ideológicas interesadas. A ellos siempre hay que darles una oportunidad. Porque TVE también se merece una oportunidad.

Y ADEMÁS…

¿Cómo debería ser la TVE que necesitamos en el futuro?

La importancia de TVE

Un año desde el cambio de modelo de TVE: 12 meses de pérdida de audiencia ¿y de independencia?

Seis programas que TVE no emitiría hoy

Cuatro programas de entrevistas para entender la TVE de los 80

Cosas que debe saber un abogado del Estado para presidir RTVE

Diez series imprescindibles que hay que ver sí o sí antes de morir

19 agosto 2014 - 1:39 - Autor:

La caja tonta no es tan tonta. Lo demuestran las fructíferas ficciones que traspasan generaciones. Series norteamericanas, y también españolas, que marcan época y contagian emociones. Una experiencia colectiva genuina que hay que sentir antes de morir (o incluso antes de que se terminen las vacaciones, para qué esperar). Porque nunca será igual si te lo cuentan.

A DOS METROS BAJO TIERRA

Todos los capítulos arrancan con un epitafio. Todos, menos el último. Era difícil imaginar que una serie sobre un tanatorio iba a hablar de forma tan certera de la vida. Así, con mayúsculas. HBO fue la cadena que produjo las cinco temporadas de la mano de su creador, Alan Ball. Trece años después del final, sus conflictos y personajes siguen más que vigentes, y el cierre de su último episodio, esos últimos seis minutos, continúa siendo uno de los más magistrales y redondos de la historia de la televisión.

TWIN PEAKS

¿Quién mató a Laura Palmer? David Lynch y Mark Frost cambiaron la forma de entender las ficciones en televisión con esta serie que narra las vicisitudes del investigador del FBI Dale Cooper (Kyle MacLachlan), que es trasladado a un peculiar pueblo llamado Twin Peaks para investigar el terrible asesinato de Laura Palmer. Y el resultado creó escuela. Su sintonía, su textura en la imagen, sus diálogos, su habitación roja, su ritmo… Todo en Twin Peaks tiene una personalidad diferente. La historia manda por encima de las trampas de la televisión convencional y previsible. Un viaje imprescindible y fascinante que demuestra que la audiencia no siempre busca lo fácil. De ahí el gran éxito de la primera temporada. Eso sí, la segunda decayó porque degeneró en algo demasiado borroso y enrevesado.

ANILLOS DE ORO

Para entender nuestra mejor Televisión Española y la historia de nuestro país y de paso derribar prejuicios sobre la ficción patria, Anillos de Oro es clave. Pedro Masó realizó una valiente radiografía de una sociedad a través de una historia romántica pero con mucho trasfondo social. Escrita por Ana Diosdado, mostraba las evolución vital de Lola (interpretada por la propia Diosdado) y Ramón (Imanol Arias), dos abogados que acababan de montar un despacho especializado en separaciones y divorcios. Las tramas desarrollaron, con calidad cinematográfica, la apasionante relación entre ambos letrados, salpicada por las variopintas historias de los más de 200 personajes que acudieron al bufete Episodios de los que es difícil olvidar su emotiva sintonía compuesta por Antón García Abril y que son valiosa documentación para entender los quebraderos de cabeza de la España de hoy.

FRIENDS

Si hay una sitcom por antonomasia, se llama Friends. Sus brillantes diálogos, sus giros impredecibles y, sobre todo, sus tramas siempre en el punto exacto de comicidad han marcado época. Ni sus propios creadores, Marta Kauffman y David Crane, han sabido repetir la fórmula. Y es que, a pesar de sus diez temporadas en antena, esta ficción nunca dejó de sorprender y hasta el final mantuvo la emoción en alto, mezclando enternecedores sentimientos y delirante comedia con una perfección irrepetible. Pocas veces, en sólo 20 minutos de televisión, se han sucedido tantas situaciones inolvidables. Friends cambió para siempre la vida de Jennifer Aniston, Courteney Cox, Lisa Kudrow, Matt LeBlanc, Matthew Perry y David Schwimmer pero también lo de nosotros mismos. Hay un antes y un después en la forma de realizar la telecomedia en la pequeña pantalla tras Friends. Todos quieren parecerse a ellos sin ser ellos.

SE HA ESCRITO UN CRIMEN

La televisión reencarnó a Agatha Christie en Jessica Fletcher. Y Angela Lansbury convirtió a una excéntrica escritora de novela policiaca en el personaje más querible para el espectador. Una década en antena estuvo Se ha escrito un crimen, sabiendo dibujar unas tramas genuinas y con mucho gancho que siguen influyendo en los truculentos sucesos que abarcan las ficciones de 2014. La mejor serie para jugar en familia a adivinar el asesino. Incluso treinta años después de ser rodado el crimen.

BREAKING BAD

Stephen King la calificó como la mejor serie de televisión de la historia. El triunfo del antihéroe como actor protagonista: Walter White el profesor de química normal y corriente que termina convertido en narcotraficante. De un negocio en caravana a una producción industrial. La serie muestra su descenso a los infiernos en cinco temporadas, siempre entre intensos conflictos morales. La crítica se deshizo en elogios, le llovieron los premios y su final, emitido el año pasado, satisfizo a casi todos.

LAS CHICAS DE ORO

Las chicas de oro enganchó, entre 1985 y 1992, al público con unos ingredientes que despertarían fobia a muchos de los jefazos de las televisiones de hoy: ¡una serie sobre señoras mayores! Porque esta serie parecía destinada a un target demasiado adulto y poco atractivo para los anunciantes. Pero, a veces, los buenos productos de ficción rompen los prejuicios comerciales y arrasan con todas las barreras a la hora de lograr una complicidad masiva. Y eso consiguieron estas chicas de oro, demostrando que hay mucha vida más allá de la jubilación. Una escuela ácida y autocrítica en la que aprender de la experiencia más auténtica.

THE WIRE

Pasó desapercibida para las televisiones españolas, que no se dieron cuenta de que estaban ante una serie de culto, detalle que suele importar bien poco a nuestras cadenas (aquí solo la emitió TNT). The Wire es una inmersión directa en el realismo de las calles de Baltimore donde se nota en cada minuto el sello de su autor David Simon, un periodista experto en el trabajo de la policía de esa ciudad. Y ahí está el fuerte de la producción: une con astucia dos universos, el del periodismo y el de la policía, abriendo al espectador los ojos de una realidad muchas veces desconocida. De hecho, muchas de sus tramas se basan en historias reales e incluso algunos actores secundarios se interpretan a sí mismos. Ha sido elegida como la mejor serie de televisión de la historia por medios como TIME, The New York Times o The Guardian. Palabras mayores.

AQUÍ NO HAY QUIEN VIVA

Pocos creían en Aquí no hay quien viva. De hecho, fue estrenada como un producto menor y sin prácticamente promoción. Pero, contra pronóstico, cada semana multiplicaba en tiempo récord los espectadores hasta convertirse en una de las series más seguidas de la historia de la televisión privada en España, sólo por detrás de Médico de Familia o Farmacia de Guardia. El episodio más visto, ´Érase un famoso´, congregó frente al televisor al 43,5 por ciento de la audiencia (8 300 000 televidentes). Alberto Caballero e Iñaqui Ariztimuño fueron los creadores de esta idea que consiguió crear en la tele un cómic sustentado en las aventuras de una comunidad de vecinos y sus reuniones de escalera. Lo hizo a través de los delirios de unas tramas corales que eran adictivas por hilarantes, frenéticas e histriónicas aunque, al mismo tiempo, muy reconocibles para los habitantes de los vecindarios de la España nuestra. La mítica 13, Rue del Percebe hecha televisión, vamos. Sin nos quitamos prejuicios, Aquí no hay quien viva supo captar la esencia de la mezquindad nacional y llevarla a la comedia más popular con mucha brillantez y un reparto sensacional de actores. Eso es así, tanto que su espíritu sigue más que vivo en sus exitosas reposiciones en Neox y en otro triunfo actual de sus mismos creadores, La que se avecina. Un fenómeno autóctono que no hay que obviar.

CREMATORIO

Crematorio fue la primera serie de producción propia de Canal+ España. Un loable intento de traer a nuestro país las ficciones de pago al estilo del canal norteamericano HBO. Más calidad para una inmensa minoría. Y así fue. El proyecto resultó un éxito de crítica, no tanto de grandes audiencias. Escrita y dirigida y escrita por Jorge Sánchez-Cabezudo, esta producción muestra una demoledora visión de la corrupción que habita en la costa alicantina con una factura visual apabullante y un magnífico Pepe Sancho liderando el elenco. Canal Plus cogió el testigo, de esta forma, de las grandes series de TVE en los ochenta, que hacían una transparente radiografía de su tiempo. La calidad televisiva en la que la historia mandaba por encima del miedo del empresario televisivo ansioso del éxito tan prefabricado como efímero. Ojalá se produzcan aquí más series como Crematorio. Y que las veamos antes de morir.

Y ADEMÁS…

11 cosas que aprendimos con ‘Friends’

5 razones por las que no podríamos hacer ‘Juego de Tronos’ en España

Así sería la mítica serie ‘Verano Azul’ si se hubiera rodado en 2013

¿Por qué las series y los programas empiezan y terminan tan tarde?

El chef español José Andrés, detrás de los guisos caníbales de Hannibal

18 agosto 2014 - 6:00 - Autor:

Llegó a Estados Unidos hace dos décadas, cuando Ferrán Adriá le despidió de su restaurante El Bulli por un malentendido. Todo se resolvió, ahora son amigos íntimos. No es para menos, pues probablemente gracias a aquella discusión, José Andrés conquistó el paladar de Norteamérica.

El cocinero asturiano dejó España y cruzó el Atlántico. Y su visión gastronómica le convirtió en una institución en USA. Incluso mucho antes de ser conocido en España, cuando TVE le fichó para sustituir a Karlos Arguiñano como golpe de efecto que mitigara la crisis en la cadena pública por la marcha a Telecinco del vasco. Su programa Vamos a cocinar, realizado por Ganga, misma productora de Cuéntame, no tuvo demasiado tirón en nuestro país.

Pero en EEUU, José Ramón Andrés Puerta es uno de los chef de referencia, emplea a 800 personas en su decena de restaurantes y se ha convertido en un rostro muy mediático. De hecho, es habitual en varios canales que compiten entre sí. Le podemos ver en NBC Today, en This Morning de CBS, en The Ellen DeGeneres Show o en formatos de la cadena pública TBS, donde está realizando un encomiable trabajo de divulgación de las saludables bondades de la cocina española, una sabrosa ‘dieta’ que resulta un tanto extraterrestre aún para los yanquis, expertos en abusar de las grasas, azúcares y todo tipo de prefabricados. De ahí su éxito y que incluso haya supervisado el huerto de la Casa Blanca. El propio Barack Obama le entregó, el pasado mes de julio, el galardón ‘Outstanding American by Choice’ que reconoce su contribución y compromiso con Estados Unidos.


 
Pionero en importar la ‘tapa’ en USA con su restaurante Jaleo, la NCB también ha sumergido a José Andrés en uno de los retos más desconocidos de su trayectoria. El chef español aparece en los créditos de la serie Hannibal como ‘culinary consultant’. ¿Qué pinta José Andrés en esta truculenta producción?

En 2012, NBC estrenó Hannibal, que cuenta los orígenes del famoso caníbal Hannibal Lecter, al que interpretó Anthony Hopkins en El silencio de los corderos. Y Lecter, que en la tele es interpretado por el también brillante Mads Mikkelsen, cocina mucho a lo largo de los episodios, y no precisamente carne de vaca o cerdo. Aquí es donde se vuelve importante la labor de José Andrés, que asesora en la preparación y aspecto visual de los virtuosos platos o en los ingredientes que deben usarse para que el resultado se parezca lo más posible a la carne humana. Suena divertido y seguro que es uno de los desafíos más delirantes de la trayectoria del cocinero.

Hannibal no estrenará su tercera temporada hasta 2015 tras ser renovada casi in extremis. Y es que no se puede decir que esta ficción, quizás demasiado oscura y enrevesada narrativamente para una cadena generalista como la NBC, sea uno de los éxitos del canal, pues su audiencia apenas ronda los tres millones y medio de espectadores en la noche de los viernes.

Aunque sí es un éxito rotundo de crítica, y es este prestigio lo que de momento compensa a NBC. Así que una nueva tanda de capítulos está garantizada, con su consiguiente sucesión de platos “deliciosos” supervisados por José Andrés, un chef al que no se le resisten ni los caníbales.

Y ADEMÁS…

5 razones por las que no podríamos hacer ‘Juego de Tronos’ en España

Así sería la mítica serie ‘Verano Azul’ si se hubiera rodado en 2013

¿Por qué las series y los programas empiezan y terminan tan tarde?

‘Scream 4’, la saga de terror que produce carcajadas en Twitter y prepara su salto a MTV

17 agosto 2014 - 11:41 - Autor:

Scream 4 llegó anoche a Cuatro. Y triunfó en Twitter, colocándose en lo más alto de los trending topics. La franquicia de terror dirigida por Wes Craven, cuya primera entrega se estrenó en 1996, sigue contando con una enorme legión de fans a pesar de su declive en taquilla.

De hecho, esta cuarta entrega pinchó en los cines de todo el mundo en su estreno hace tres años. Pero el ruido que hizo anoche en la red demostró que son muchos los fieles a los truculentos crímenes de Woodsboro. Y es que la saga, con su inteligente juego metacinematográfico, propicia la catarsis colectiva siempre entre el miedo y la carcajada, con muchas perlas en sus diálogos (“¡yo no necesito amigos, necesito fans”!). Incluso algún corrosivo tuitero sentenció que le había dado más miedo el Sábado Sensacional de José Luis Moreno la semana pasada que los ‘cuchillazos’ de Scream.


 
El fracaso de Scream 4 hizo volar por los aires las posibilidades de una quinta entrega, pero no está todo perdido: está a punto de rodarse un capítulo piloto para una posible serie de televisión que emitirá MTV, ese canal de vídeos musicales que ya casi no emite vídeos musicales.

Si el piloto gusta, Scream se convertirá en sensación televisiva y probablemente sus tramas continuarán los derroteros ya apuntados en la cuarta parte: adolescentes y ‘asesinatos’ en los nuevos tiempos de YouTube y redes sociales. Eso sí, los fieles a la saga echarán de menos a los emblemáticos protagonistas de las películas, Neve Campbell, David Arquette y Courteney ‘Monica Geller’ Cox.

Y ADEMÁS…

‘Sábado sensacional’ de José Luis Moreno: analizamos las claves del desaguisado

El efecto ‘Sharknado’: la moda de las películas deliberadamente malas

Así está revolucionando Twitter el consumo televisivo

Buscador

Suscríbete a este Blog

Ahora mis artículos en Lainformacion.com los puedes seguir en el siguiente link

http://www.lainformacion.com/opinion/borja-teran


borjateran.es

Borja Terán, editor


“Soy licenciado en periodismo y he trabajado como redactor, como ayudante de realización y también desarrollando contenidos en diferentes soportes (televisión, radio e Internet). Con la mirada siempre puesta en la creación, el estudio de los viejos y nuevos escenarios audiovisuales y el desarrollo de nuevos formatos para contar historias. Porque me temo que en mi partida de nacimiento ya constaba mi curiosidad infinita por los entresijos del mundo mediático.

Esa curiosidad es el cimiento de este blog dedicado a la televisión que nos toca vivir, sin dejar de recordar la del pasado y permitiéndonos soñar con la del futuro.”

TeleDiaria en Twitter