Saltar al contenido

« ver todos los blogs

Chaval: Twitter no es el salón de tu casa

14 mayo 2014 - 7:28 - Autor:

De repente, mucha gente confundió Twitter con el salón de su casa. Tras el asesinato de Isabel Carrasco, la presidenta de la Diputación de León, y presidenta del PP en esa provincia, se desataron una serie de comentarios alucinantes. Unos se alegraban. Otros se reían. Algunos lo justificaban. Y otros usaban el sarcasmo para decir que así se liberaban puestos de trabajo.

¿Es ilegal decir eso? No… Mientras lo digas en el salón de tu casa. Pero en una red social a la vista de todo el mundo, es lo mismo que ir por la calle e insultar a la gente. Está penalizado por el Código. ¿Es que no lo habían entendido?

Si un ciudadano usa un periódico, Twitter o cualquier medio público para insultar, calumniar o incitar a la violencia, puede acabar ante el juez y pagar multa y cárcel. Le sucedió a una incauta que insultó en Twitter a la delegada del gobierno diciendo: “Calla puta, que no tienes dignidad”. Un juez condenó a esta chica a una multa de 300 euros, 1.000 de indemnización y se salvó por los pelos de ir a la cárcel. ¿Molesta? Puede ser. Pero es lo que dice la ley.

Ya pero, es que debido a la crisis y la corrupción de la clase política, algunos se lo merecen, decían por ahí en las redes. ¿Cómo? ¿Y por qué no nos cargamos a los fontaneros corruptos que no pagan el IVA? ¿Y a los sindicalistas que falsean cursos de formación? ¿Qué tal a las ONG que se quedan donaciones? ¿Y a los que piratean películas? ¿Y si perseguimos a los banqueros con una ametralladora? ¿Qué tal si hacemos una matanza colectiva con toda esa gente que hay en las cárceles y que seguro han hecho cosas peores que Isabel Carrasco? Oye, ¿por qué no vamos un poco más lejos y nos cargamos a mi vecino, que no me deja dormir? Supongo que todo el mundo tendría una razón para cargarse a alguien.

Lo que sorprendía un poco es que buena parte de los que jalearon el asesinato, eran los que tienen una cara muy tierna. Aparecen defendiendo causas muy bellas, y a los seres humanos, animales y vegetales. Pero a muchos de ellos se les ha caído la máscara. Se retrataron. Tenían una doble vida.

Creo que todos tenemos una doble vida y alojamos algo de contradicción. Si tienes 80% de coherencia y 20% de contradicción estás en los márgenes del ser humano estándar. Pero si es 80% contradicción y 20% de coherencia, una de tres: o estás mintiendo a los demás con tu apariencia, o eres esquizofrénico o algo te pasó en la infancia que no has superado.

Detrás de este comportamiento radical que vimos en Twitter y en los comentarios de los lectores en los medios de comunicación digitales, también me pareció ver a una izquierda que nos tenía engañados con su discurso humanista, social, equilibrado, apegado a la ley y a la Justicia. Repito, a una parte de la izquierda. Pero ha bastado este crimen para que muchos de ellos dejaran ver a su Mister Hyde.

Como siempre, eso pasa cuando tu ideología es más fuerte que tu sentido común.

 

Carlos Salas

El físico Stephen Hawking dice que todo se puede explicar con palabras y con dibujos. La economía también. Por eso me he empeñado en explicar la economía para todo el mundo con descripciones visuales: perfiles que parecen fotos, reportajes que parecen películas… Llevo más de 25 años en la prensa económica y creo que cada vez hay más interés en la economía. He pasado por Actualidad Económica, El Mundo, Capital, El Economista y Metro, y en todos esos medios he tratado de acercarme al lector de una forma amena, convirtiendo lo incomprensible en digerible, a veces con humor.

Páginas