Saltar al contenido

« ver todos los blogs

Supongamos que Pablo Iglesias hubiera ganado las elecciones de 2011

15 diciembre 2015 - 9:28 - Autor:

Supongamos que Pablo Iglesias hubiera ganado las elecciones en 2011. ¿Qué habría hecho?

Si nos fiamos de su programa actual, habría hecho esto:

Aumentar el gasto público en pensiones, en obras públicas, en oferta de empleo público, en sanidad y dependencia. Eso habría incrementado el déficit público hasta el 10 o el 12%. A la hora de pedir dinero a los mercados, estos se habrían negado salvo que les pagasen uno intereses muy altos. Las Letras españolas estarían ofreciendo más del 10%.

También crearía una renta mínima garantizada. Eso supone un gasto adicional del estado de 15.000 millones, según Podemos.

Por supuesto: no rescatar a los bancos. Habría dejado caer Bankia y a sus 10 millones de clientes. Estos se habrían apostado a las puertas pidiendo la devolución de su dinero. Como el Estado les garantiza hasta 100.000 euros por cuenta corriente, el gobierno de Pablo Iglesias les habría dicho que todos iban a recuperar su pasta. Pero esos 10 millones de clientes tenían depósitos por valor de 231.000 millones de euros. Todos querrían retirar el dinero. ¿Tendría el estado 231.000 millones en cash? No.

Consecuencias: España habría entrado en suspensión de pagos. Se hubiera puesto en marcha un plan de rescate. Bruselas, el FMI y el BCE le habrían obligado a España a hacer drásticos recortes. Pablo Iglesias se habría negado porque eso formaría parte de una conspiración mundial contra España.

Entonces, la troika habría obligado a España a abandonar el euro. Los españoles, incluso los que votaron por Iglesias, habrían sentido que peligraban sus ahorros en euros de modo que habrían corrido a los bancos a sacarlos. Los bancos, temiendo quedarse sin dinero, habrían cerrado las puertas. El gobierno de Pablo Iglesias habría decretado el corralito: no se habrían podido sacar más de 300 euros al mes.

Resumen: rescate. Elecciones anticipadas. Cambio de gobierno. Sumisión a la troika. Sumisión a los mercados.

 

 

Carlos Salas

El físico Stephen Hawking dice que todo se puede explicar con palabras y con dibujos. La economía también. Por eso me he empeñado en explicar la economía para todo el mundo con descripciones visuales: perfiles que parecen fotos, reportajes que parecen películas… Llevo más de 25 años en la prensa económica y creo que cada vez hay más interés en la economía. He pasado por Actualidad Económica, El Mundo, Capital, El Economista y Metro, y en todos esos medios he tratado de acercarme al lector de una forma amena, convirtiendo lo incomprensible en digerible, a veces con humor.

Páginas